Supervisión de mercado

La CNMV investiga la 'insólita' oscilación bursátil de Astroc

El vicepresidente de la CNMV, Carlos Arenillas, indicó el viernes que el regulador está 'investigando a Astroc' por su fuerte oscilación en Bolsa. La supervisión de estos 'movimientos insólitos' podría concluir en sanción.

El meteórico ascenso bursátil de Astroc y su posterior pinchazo ha llamado la atención del supervisor de los mercados financieros. Los títulos de la inmobiliaria presidida por Enrique Bañuelos, que han llegado a revalorizarse un 1.000% para después desinflarse, han captado la atención de la CNMV. Su vicepresidente, Carlos Arenillas, calificó el viernes el caso de Astroc como 'muy llamativo' y sugirió que la compañía está siendo objeto de una investigación por sus 'insólitos' movimientos bursátiles. Preguntado en un seminario financiero sobre el anómalo comportamiento de estos títulos y la compra de acciones respaldadas con diversas garantías, Arenillas dijo que 'la apertura de investigaciones es secreta y no puedo decir nada, pero a buen entendedor pocas palabras bastan'.

Más tarde, el vicepresidente de la CNMV quiso matizar sus palabras al señalar que no están investigando a Astroc, ni le han abierto un expediente, sino que están ejerciendo una 'supervisión más a fondo'. En la práctica, el supervisor de los mercados bursátiles realiza investigaciones cuando se producen movimientos inusuales en los valores cotizados y, si encuentra indicios de irregularidades, abre expedientes que sólo se conocen cuando dan lugar a una propuesta de sanción.

Arenillas reconoció el viernes que las fuertes oscilaciones de Astroc han sorprendido a todos 'incluida a la CNMV', aunque defendió la actuación del organismo. 'La Comisión ha informado puntualmente de toda la información de que disponía sobre la compañía', comentó.

Los títulos de la inmobiliaria, tras tocar techo en febrero de este año, iniciaron una caída libre. La publicación de algunos aspectos sobre su contabilidad, así como operaciones sospechosas de su presidente Enrique Bañuelos, hicieron que la acción cayera más de un 70% en pocas semanas. En su camino ascendente entraron en el accionariado Caixa Galicia, los grupos Rayet y Nozar y Amancio Ortega. Su hundimiento provocó la retirada en la labor ejecutiva del presidente de la inmobiliaria, así como el incremento de las participaciones de algunos socios de referencia.

En la actualidad, Bañuelos mantiene un 31,42% del capital, Nozar un 24,9% y Grupo Rayet un 10,1%. Caixa Galicia, la vicepresidenta de Abertis, Carmen Godia, y el presidente de Inditex Amancio Ortega, poseen un 5% cada uno.

Las declaraciones de Carlos Arenillas no afectaron a la cotización de las acciones de Astroc que cerraron el viernes con una subida del 0,96%.

Astroc salió el mismo viernes al paso de las declaraciones del vicepresidente de la CNMV. La empresa valenciana indica que a fecha actual 'no tiene constancia de ninguna investigación, más allá del intercambio de información normal que mantiene con la CNMV, similar al resto de compañías cotizadas'.

La empresa insiste en que 'siempre hemos obrado con transparencia y es nuestro deseo profundizar en esta línea de trabajo, por lo que nuestra intención es trabajar en colaboración con la CNMV para satisfacer cualquier demanda de información'.

Astroc añade que lamenta 'profundamente las consecuencias que declaraciones de este tipo pueden tener sobre nuestro valor y por consiguiente sobre nuestros accionistas y apreciamos enormemente el esfuerzo de las autoridades regulatorias por contener y resolver este tipo de situaciones'.

El detalle

Arenillas llevaba preparada una respuesta sobre Astroc, pero la situación se complicó. Después de las matizaciones 'no he hablado de expediente, tan sólo de investigación', llegó a comentar a otro ponente: 'Esto de la CNMV es peor que Vietnam'.