Barómetro Deloitte

El capital riesgo español huye de las 'telecos'

El capital riesgo en España sigue manteniendo su opinión reacia a embarcarse en operaciones sobre empresas de tecnología, medios de comunicación y telecomunicaciones, según se extrae de los datos del Séptimo Barómetro del capital riesgo de Deloitte.

En concreto, menos del 21% de las 140 firmas del sector en activo tienen una orientación destacada hacia empresas de estos sectores, y hasta el 46,9% de los directivos encuestados afirma que ¢ni tiene ni desea tener participaciones de estos sectores a corto plazo¢.

Los directivos de entidades grandes son los que menor interés manifiestan por las inversiones en las denominadas 'telecos' y empresas relacionadas con la tecnología y la comunicación, acumulando un 61,5% de respuestas negativas.

Además, se reduce también el número de empresas del sector de capital riesgo que apuestan por mantener sus posiciones en inversiones ya realizadas, pasando del 20% del primer trimestre de 2006 al 18,8% del barómetro de este año.

Optimismo moderado

El sector del capital riesgo ha moderado su optimismo sobre las perspectivas de oportunidades de inversión en los próximos seis meses, de forma que el 48% de los directivos de estas sociedades apuesta por un incremento futuro en el número de inversiones, frente al 52% del barómetro de otoño, lo que supone el peor resultado registrado desde 2004.

Asimismo, un 40% de los directivos encuestados piensa que se mantendrá el flujo de oportunidades de inversión, dos puntos porcentuales menos que en la anterior consulta, mientras que hasta el 12% de las respuestas apunta a una reducción de las oportunidades de inversión, el doble que hace seis meses.

Además, la opinión mayoritaria de los directivos encuestados de entre las 128 sociedades de un total de 140 considera que la situación económica se mantendrá, aunque desciende ligeramente, mientras que las perspectivas de captación de fondos no cambian significativamente, manteniéndose una elevada percepción de que el número de operadores aumentará a corto plazo.

El Barómetro de Deloitte contempla también que más de dos tercios de las firmas valoraría periódicamente su cartera de inversión para facilitar la incorporación de inversores institucionales como aportantes de recursos.