Caída

El negocio del esquí se desploma un 30% por la falta de nieve

Las estaciones de esquí han vivido una de sus peores temporadas de invierno. La ausencia de nieve en los meses en los que tradicionalmente tenían mayor actividad (diciembre, enero y febrero) ha pulverizado el beneficio de años pasados.

La Asociación Turística de Estaciones de Esquí y Montaña (Atudem) reconoció ayer que el número de visitantes a estas zonas de montaña fue de cinco millones, un 30% menos que la temporada anterior, cuando recibieron 7,2 millones de personas en sus pistas, con un avance del 15%.

'Estamos acostumbrados a tener un clima idóneo para el negocio y hemos pasado del blanco al negro en un año', dijo ayer Paloma García, directora de la asociación. Los recintos y establecimientos de montaña sólo abrieron poco más de la mitad de los días activos de invierno.

Lo cierto es que la crisis que azuza al sector ha empujado a los empresarios a la reflexión. æpermil;stos han estudiado varias medidas de cara al verano y resto de estaciones con el objetivo de aprovechar los entornos de montaña y sacarles rentabilidad.

José María Fernández, presidente del comité técnico de Atudem, recalcó que 'ante la temporada de invierno realmente difícil se hace necesario ofrecer otro tipo de opciones que harían activar los establecimientos que cierran en verano'. En este terreno, los empresarios empiezan a ofrecer en ellos todo tipo de deportes (golf, equitación, cicloturismo, descenso de rápidos, tirolina o puenting).

Además se desarrollan actividades culturales, cursos de idiomas, de congresos, servicios de belleza y cuidado del cuerpo y rutas gastronómicas.

También el público extranjero comienza a probar este modelo de turismo de montaña, sobretodo, los belgas, holandeses y franceses.

La asociación no ha ofrecido las cifras de ingresos recogidos en las 22 estaciones de esquí durante el invierno, aunque el cálculo de la recaudación del remonte de esquiadores vendría a ser de 150 millones de euros, un 30% menos que un año antes, cuando recaudaron 216 millones.