Informática

Dell comenzará a vender ordenadores a través de Wal-Mart a partir de junio

Dell, el segundo fabricante mundial de ordenadores y pionero en la venta directa a través de internet y del teléfono, comenzará a vender PC en 3.000 tiendas de la cadena Wal-Mart en un intento por hacer frente a su rival Hewlett-Packard. En concreto, la empresa ofrecerá dos modelos distintos de ordenador en las tiendas de Wal-Mart de Estados Unidos, Canadá y Puerto Rico a partir del próximo 10 de junio.

Esta decisión es el primer paso en una nueva estrategia para vender su productos a nivel mundial en comercios, según avanzó ayer el portavoz de la compañía, Bob Pearson, en una entrevista.

Michael Dell, que desarrolló la compañía con sede en Round Rock (Texas) rehuyendo del comercio tradicional y vendiendo a través de internet y del teléfono, desveló este mismo mes que tenía intención de ampliar la distribución de Dell para reactivar las ventas y los resultados. Un giro obligado después de que la firma perdiera el liderazgo del mercado de ordenadores frente a HP y de que el crecimiento de sus ventas cayera a los niveles más bajos de los últimos cinco años.

'Es básico que Dell amplíe su distribución', señaló Charlie Wolf, presidente de la consultora de inversión Wolf Insights, de Nueva York. 'El modelo de venta directa ha perdido fuelle en determinados mercados, y Dell ya ha captado a la mayoría de la gente que prefiere la compra directa', explicó.

Pearson subrayó, por su lado, que los propios clientes de la empresa venían reclamando vías adicionales para comprar sus productos. 'No podemos dar más detalles, pero en los próximos trimestres habrá más decisiones para respaldar este paso hacia el comercio minorista', apostilló.

Por otra parte, y en línea con lo prometido, Dell tiene a la venta desde ayer, en Estados Unidos, dos modelos de ordenador de sobremesa y uno portátil con la versión Ubuntu del sistema operativo Linux. Los precios de partida de estos tres modelos van desde los 599 dólares (446 euros) del portátil hasta los 849 dólares (632 euros) del PC de sobremesa más caro.