Estafa

Afinsa compraba sellos a su filial Escala sin una valoración objetiva

La valoración de los sellos que Afinsa incluía en los contratos de compra a su filial estadounidense, Escala Group, se negociaba entre ambas empresas y sólo en algunos casos se hacía bajo referencias de catálogos independientes. Es una de las conclusiones de un informe encargado por el comité de auditoría de Escala Group a uno de los más importantes bufetes de abogados estadounidenses, Kirland & Ellis con el objetivo de esclarecer si las operaciones entre Afinsa y la filial estadounidense podrían calificarse como delictivas.

De acuerdo con este informe, la filial de Afinsa compraba, inspeccionaba y gestionaba los sellos de acuerdo a un formato especificado por la matriz.

El documento encargado por Escala Group fue remitido al regulador de los mercados estadounidenses (SEC) y solicitado a este organismo por el juez Santiago Pedraz, que instruye el caso en la Audiencia Nacional. Las conclusiones del informe de Kirland & Ellis coinciden en gran medida con los argumentos de la Fiscalía, que como recuerda Europa Press, en su último escrito afirmó que los Administradores de Afinsa fijaban los precios de la filatelia que adquirían a Escala mediante el catálogo Brookman, que se presentaba como independiente, pero que había sido adquirido de manera confidencial por Afinsa en junio de 2003.

Los autores del informe determinaron no encontrar evidencias de fraude a Afinsa ni que Escala hubiera colaborado con ella con el fin de defraudar a inversores y clientes y consideró auténticos los sellos intercambiados entre ambas empresas. Pero declararon haber encontrado en los archivos de la compañía datos inexactos e incompletos de las transacciones entre ambas compañías y recomendaron a Escala repetir y reformular los datos. Escala fue expulsada del Nasdaq el pasado mes de enero.