Aeronáutica

EADS vende su participación en Embraer en plena reestructuración de su filial Airbus

El consorcio aeronáutico europeo EADS anunció ayer la venta de su participación del 2,12% en el fabricante brasileño de aviones Embraer, operación que antes de impuestos ha generado un ingreso de 124 millones de euros.

La multinacional europea explicó en un comunicado que la venta responde al hecho de que su participación en Embraer se había convertido en 'una pura inversión financiera', por lo que decidió venderla siguiendo la estrategia de centrarse en proyectos de gran envergadura con oportunidades de crecimiento.

Louis Gallois, miembro del consejo de administración de EADS, señaló que, a pesar de la venta, 'Brasil y América Latina siguen siendo mercados importantes y continuaremos fortaleciendo nuestra presencia industrial en la región'. El ejecutivo añadió que EADS mantiene su intención de continuar 'explorando áreas de cooperación industrial con Embraer en el futuro'.

AIRBUS GROUP 99,55 -11,31%

El conglomerado europeo, que tiene como principales accionistas a Francia y Alemania, seguidos de España, atraviesa una etapa de reestructuración debido a los retrasos admitidos en las entregas del avión A380 (la aeronave de transporte de pasajeros más grande del mundo) que fabrica su filial Airbus, y a las acusaciones dirigidas hacia sus anteriores directivos por haber vendido acciones de la multinacional poco antes de que se desvelara la crisis.

Producto alemán, no francés

En pleno proceso de reestructuración los gobiernos alemán y francés presionan para que los recortes de costes afecten lo mínimo posible a sus intereses.

El ministro de Economía alemán, Michale Glos, declaró ayer a una televisión del país que el Gobierno podría ejercer su influencia sobre el conglomerado pero advirtió que EADS no es una compañía pública. 'No queremos una compañía gubernamental, queremos una compañía que pueda competir con Boeing', dijo.

El político comentó que Alemania no puede cargar con las pérdidas que hayan podido generarse en la planta francesa de Toulouse de EADS: 'Airbus es un producto alemán, no un producto francés y así lo defenderemos', afirmó.