Consenso

Medel cede al PP una vicepresidencia 'limitada' y cierra la crisis de Unicaja

El consenso volvió ayer a Unicaja gracias a un acuerdo que dejará en manos del diputado popular Manuel Atencia la vicepresidencia ejecutiva de la entidad, aunque limitada al área de las empresas participadas. El pacto, sellado entre el presidente Braulio Medel y el PP previo visto bueno del PSOE, supone la retirada de la impugnación de la última asamblea y la consiguiente renuncia de los populares a recuperar el vocal que perdieron en el consejo de administración.

Según fuentes del PP, este partido se queda en el consejo sólo con la representación de Atencia en calidad de vicepresidente primero con funciones ejecutivas sobre la futura corporación empresarial, que concentrará además la participación de la entidad en el banco andaluz de cajas.

Además, para reequilibrar fuerzas, el partido liderado por Javier Arenas ocupará la vicepresidencia de la comisión de control y Mariano Bergara, hasta ahora vicepresidente ejecutivo por el PP con poder sobre la obra social, estará al frente de la vicepresidencia de esta fundación.