Telefonía móvil

Yoigo comienza a operar hoy con tarifa única y descuentos por darse de alta en internet

Después de cinco años desde que consiguiera la licencia, por fin hoy comienza a operar la cuarta operadora de telefonía móvil del mercado español, Yoigo. Se estrena con una tarifa única en prepago y pospago para llamadas nacionales de 12 céntimos de euro por minuto (más 12 céntimos adicionales de cuota de establecimiento de llamada) 'a cualquier teléfono de todas las compañías y a cualquier hora y día de la semana'. El primer minuto se facturará al completo y los siguientes en fracciones de 30 segundos.

El coste de los mensajes de texto (ya sean nacionales o internacionales) será de 10 céntimos de euro, aunque todavía no tiene acuerdo de intercambio de este tipo de servicios con Orange.

A nivel internacional Yoigo cuenta con acuerdos con 15 operadores para ofrecer itinerancia en 50 países. Las llamadas internacionales entrantes costarán 30 céntimos por minuto, 'alrededor de un 50% menos que en otras compañías' según explicó el consejero delegado de la compañía, Johan Andsjo. Las comunicaciones internacionales salientes dentro del país visitado tendrán un precio de 60 céntimos por minuto.

La navegación en Internet y en el portal wap de Yoigo costará 0,0009 euros por Kb, con un máximo de 1,2 euros al día sin límite de tiempo o volumen de datos.

La operadora tiene el objetivo de lograr 350.000 clientes en 2007 (con mayor peso del prepago), lo que supone una cuota de mercado del 0,8%, que espera elevar hasta el 10% en 2015. Yoigo prevé alcanzar el equilibrio entre los ingresos y los costes en un plazo de cinco años.

El presidente de la operadora, Ángel García Altozano, explicó que Yoigo rebajará 10 euros en la compra de terminales a aquellos clientes que se den de alta a través de la página web de la compañía yoigo.com,

Andsjö, aseguró que Yoigo es 'el primer operador móvil de bajo coste de España, con una oferta de precios 'transparente, sencilla y económica', al tiempo que indicó que las tarifas de Yoigo son 'entre un 20% y un 50% más baratas' que las de las firmas ya presentes en el mercado.

La re de la empresa tiene 850 estaciones base y la previsión es que su suministrador Ericsson le instale hasta 2.000.