Resultados trimestrales

EADS entra en números rojos debido a la crisis del A-380

El fracaso de EADS y de su filial Airbus a la hora de cumplir los plazos establecido para la entrega del superavión A-380 ha llevado a la compañía a unas pérdidas de 195 millones de euros en el trimestre.

Los números rojos registrados entre junio y septiembre, los primeros en tres años, lastraron también la cuenta de resultados de los nueve primeros meses. En este periodo, EADS registró un beneficio neto de 848 millones durante los nueve primeros meses del año, lo que supone un descenso del 33% con respecto al mismo periodo de 2005.

La compañía achacó las pérdidas trimestrales y el descenso acumulado del año a los retrasos en las entregas previstas del A-380, el que está destinado a ser el avión más grande del mercado, y a la devaluación del dólar estadounidense frente al euro. De hecho, la reestructuración del plan de entregas del A-380, realizada a principios de octubre, eclipsó el récord de entregas de Airbus, de 320 aviones, en los nueve primeros meses.

Este número de entregas se vio reflejado en el negocio. Entre enero y septiembre, los ingresos en todas las divisiones aumentaron un 17%, hasta los 27.500 millones. El beneficio neto de explotación (Ebit), sin embargo, cayó un 34%, hasta 1.400 millones.

AIRBUS GROUP 110,56 1,82%

El mayor contribuyente a la facturación total fue la división Airbus. Sus ingresos crecieron un 16% en los nueve meses hasta 18.570 millones, un crecimiento debido al avance en las entregas de aviones. Sin embargo, al igual que sucede con la cuenta consolidada, el beneficio neto de explotación se redujo en un 38% hasta 1.141 millones. El constructor aeronáutico ha recibido hasta septiembre 226 pedidos brutos y a finales de ese mes la cartera de pedidos ascendía a 183.800 millones sobre la base de precios de catálogo, un 9% menos que en los nueve primeros meses de 2005, lo que representa un total de 2.061 aviones.

Sin embargo, los pedidos del A-380 se resienten aunque Airbus asegura que la certificación de tipo del superjumbo progresa según lo previsto y se espera que se logre antes de fin de año. El pasado martes el grupo FedEx canceló un pedido de diez cargueros A-380-800 y en su lugar optó por 15 Boeing 777.

La división de EADS dedicada a los helicópteros, Eurocopter, registró por su parte unos ingresos de 2.364 millones en los nueve meses, un 17% más, impulsados por el alza de entregas hasta un total de 257 (47 más que en el mismo periodo del ejercicio anterior). En este caso, el beneficio operativo sí acompañó el alza de ingresos, con un repunte del 19% hasta 125 millones.

Las demoras eclipsaron el alza de ingresos y el récord de entregas