CincoSentidos

Un siglo del mejor diseño español en Lisboa

En el Museo del Palacio Nacional de Ajuda, en Lisboa y hasta el próximo 12 de noviembre, se puede visitar la exposición 300% Spanish Design. Bajo este sugerente título se muestra lo mejor del diseño español del último siglo a través de 100 carteles, 100 sillas y 100 lámparas originales. Este viaje por 300 creaciones de los últimos cien años (300x100, de ahí el título de la muestra), resume la generosa aportación de los diseñadores españoles a la cultura creativa mundial.

En su inauguración, el pasado 21 en la capital portuguesa, los organizadores -la Sociedad Estatal para la Acción Cultural Exterior (Seacex), la Sociedad Estatal de Exposiciones Internacionales (SEEI) y el Instituto Portugués do Patrimonio Arquitectónico (Ippar)- y su comisario, el diseñador Juli Capella, destacaron la importancia de las obras expuestas, que fueron definidas como 'las más representativas aunque no necesariamente las más exitosas o comerciales'

La primera parte de la muestra, denominada sala de estar, está compuesta por grandes paneles, proyecciones y objetos comunes en los que el diseño es la esencia de su funcionalidad. Así, botijos, abanicos, fregonas y chupa chups, conviven con vajillas, trajes regionales y muebles populares. En la segunda parte, un largo mostrador recoge cronológicamente las 100 sillas, 100 lámparas y 100 fetiches de la creación gráfica, entre carteles, ilustraciones, portadas y logotipos.

De Gaudí a Moneo en sillas; de Fortuny a Tusquets, en lámparas, y de Tomás Vellvé o de Manolo Prieto a Javier Mariscal u âscar Mariné, se aprecian los altibajos de la creación en una España que, a pesar de su tardía industrialización pudo equilibrar su trayectoria gracias a movimientos de vanguardia tan significativos como el modernismo o a épocas de absoluta eclosión, como los ochenta.

De la actualidad y oportunidad de esta muestra hablan muchas de los diseños expuestos que aún hoy siguen reeditándose y forman parte de lo cotidiano creando espacios cargados de estilo. Así la silla Leda (en la imagen), diseñada por Salvador Dalí entre 1935 y 1937, y materializada por la empresas BD, de la mano de âscar Tusquets, discípulo del maestro viene a darle la razón al genio. O la lámpara, creada por mariscal en 2002 para un hotel bilbaíno y que Santa & Cole reproduce. O el estilo de Tomás Vellvé, uno de los fundadores de la ADG FAD, asociación centenaria, que aún es referente del sector.