Vivienda

El alquiler gana terreno lentamente en el mercado inmobiliario

España tenía 23,2 millones de viviendas en 2005, según el censo oficial presentado el viernes por el ministerio del ramo. En el último año el parque se ha incrementado en 586.874 casas y se han iniciado la construcción de más de 700.000.

De los 23,2 millones, 15,8 son de uso habitual (utilizadas como primera residencia) y 7,3 millones son de uso secundario (aquellas que se compran con otros usos que no sean el de residencia habitual). Esto significa que una de cada tres viviendas en propiedad en España se utiliza como segunda residencia. O, gráficamente, que cada hogar dispone de una media de 1,5 casas. Un fenómeno que tiene su explicación en el interés mostrado por españoles y extranjeros (residentes y no residentes) en la vivienda como inversión.

Un buen dato que apunta en esta dirección es el número de transacciones inmobiliarias (operaciones de compra y venta) que se han realizado en el primer trimestre de 2006. De las 233.669 operaciones que se cerraron en ese periodo, el 13,4% la realizaron extranjeros, que muestran especial predilección por la Comunidad Valenciana, en la que se cerraron 7.490 operaciones (el 33% del total).

En el caso de los españoles, los destinos más atractivos para comprar son Cataluña, con 36.276 operaciones, y Andalucía, 34.497.

El crecimiento interanual de las compraventas en los dos últimos años ha sido de un 22,6%. Este dato es una prueba del dinamismo del sector de la construcción, con unos crecimientos superiores al medio millón de viviendas al año. Según la estadística del Ministerio de Vivienda, el parque ha crecido en 423.606 unidades, en el caso de las viviendas principales, y en 163.268 para las segundas residencias, con lo que el ejercicio pasado, el número de viviendas se incrementó de 586.874 unidades.

Otra de las novedades del registro es la publicación por primera vez del parque de viviendas de alquiler en España. De los 15,8 millones de viviendas destinadas a uso habitual, el 11,8% (1,87 millones) está alquiladas. El número de casas en alquiler subió en 130.437 viviendas entre 2004 y 2005, lo que supone un aumento del 3,2%. A pesar del optimismo mostrado por el Ministerio de Vivienda, este incremento es el menor de los últimos cuatro años, dónde se ha mantenido entre el 3,8% y el 4,2%.

Andalucía, la primera

La autonomía que más viviendas cuenta es Andalucía, con 4,03 millones. Además es la que más ha crecido desde 2001, con más de 500.000 en cuatro años. Le sigue muy de cerca Cataluña, con 3,6 millones y un incremento de 330.000 viviendas en el mismo periodo, y la Comunidad Valenciana, con 2,8 millones y un incremento de 304.000. En todas ellas, se ha experimentado también un fuerte crecimiento de la población.

En el caso de las viviendas habituales, la clasificación está encabezada por Andalucía (2,7 millones) y Cataluña (2,5 millones), mientras que para las de segunda residencia, Andalucía permanece en el primer puesto (1,3 millones) y el segundo es para la Comunidad Valenciana (1,1 millones).

Otra novedad que incluye la estadística del Ministerio es que identifica por primera vez las operaciones de compraventa en función del origen del comprador y de donde adquiere la vivienda, con lo que se puede detectar las comunidades más atractivas para la compra.

Los mayores compradores son madrileños y catalanes. Así, los madrileños compran el 76% de las viviendas en Madrid, el 5,8% en Castilla La Mancha, y el 5,4% en Valencia. Los catalanes compran el 94,9% de las viviendas en su comunidad.

Octavo trimestre de desaceleración

El Ministerio de Vivienda presentó el viernes los datos desglosados correspondientes a la evolución del precio de la vivienda en el segundo trimestre. Tal y como avanzó este periódico, el incremento interanual en el segundo trimestre del año, fue del 10,6%, 1,2 puntos menos que en el primero, lo que, a juicio de Rafael Pacheco, director general de Vivienda, viene a confirmar la moderación en la subida de precios. 'El segundo trimestre de 2006 es el octavo consecutivo de descenso de los precios. Todos los indicadores de vivienda y suelo confirman la tendencia a la desaceleración', aseguró.

El precio de la vivienda libre subió un 10,8%; el de la vivienda protegida, un 8,7%, mientras que el precio del suelo se redujo un 0,4% respecto al mismo trimestre del año anterior.

Los mayores incrementos en el precio de la vivienda se han dado en Galicia, con un 18,6%, y La Rioja, con un 14,4%, mientras que donde menos ha crecido ha sido en Extremadura, con un 6,6%; y en Madrid, con un 7,4%.