Finanzas

La banca confía en ganar cuota a las cajas en poco tiempo

La apuesta por el negocio de pymes y las campañas de domiciliación de nóminas permitirán a los bancos recuperar por fin cuota de mercado frente a las cajas. Así al menos lo consideran los responsables del negocio minorista de los seis grandes bancos españoles reunidos por Morgan Stanley

Las cajas de ahorros han venido ganando cuota de mercado a los bancos tanto en créditos como en depósitos desde hace años y, en especial, tras las grandes fusiones bancarias de 1999. Hoy representan ya más del 50% del sector financiero español. Sin embargo, la tendencia podría invertirse en 2006, gracias a la apuesta de los bancos por las pymes y sus agresivas campañas de captación a través de la domiciliación de nóminas.

Si las previsiones se cumplen y el crédito inmobiliario acaba por frenarse, los bancos estarán mejor preparados que las cajas para cubrir con otras fuentes de ingresos el hueco dejado por las hipotecas, según la prospectiva de Morgan Stanley.

Para recabar estas conclusiones, la firma estadounidense ha realizado diferentes entrevistas a los responsables de negocio minorista de los seis mayores bancos españoles

El potencial de Banesto

El caso más paradigmático es el de Banesto, que ha anunciado su intención de doblar su negocio en pymes en tres años. 'Es el mejor preparado para crecer en pymes y microempresas', asegura el analista de Morgan Stanley, Pablo Beldarrain. 'Su cuota en esta división es del 6%, mientras que su red representa el 12% de las sucursales bancarias, con lo que tiene mucho recorrido', explica.

La estrategia en pymes de las grandes cajas no difiere en exceso de la de los bancos, cosa que sí ocurre con las cajas más pequeñas. 'Para estas entidades es más fácil vender hipotecas que créditos a pymes, porque pueden gestionar mejor la liquidez por medio de cédulas y titulaciones', apunta.

Otra de las entidades que más se vuelca en pymes es el BBVA. En el segundo banco español esperan que este tipo de créditos aumente un 24% este año. Una de las claves para el desarrollo de los préstamos a empresas consiste en trasladar mayor responsabilidad en la asunción de riesgos a las oficinas. En el caso del BBVA, el 90% de las decisiones sobre pymes se toman ya en las sucursales.

Moderación de la competencia en créditos hipotecarios

Aunque el tirón hipotecario continúa, el nivel de competencia entre entidades financieras se está moderando. 'Al haber tanto crecimiento hay mercado para todos', explican en Morgan Stanley. Bancos y cajas optan ahora por diferenciarse en servicios para fidelizar al cliente y 'rentabilizarlo'. La firma considera que en los próximos meses no se verán campañas agresivas para hipotecas. 'Ahora se intenta captar clientes con otros productos, como la domiciliación bancaria', añaden. La clave, según uno de los responsables de banca minorista entrevistados para el estudio, es vender créditos hipotecarios 'sólo al cliente adecuado y al precio adecuado'.

El debate sobre las comisiones cero

El Santander destapó, el pasado mes de enero, la caja de Pandora al anunciar la supresión de las comisiones por servicios a más de dos millones de clientes. Esta medida supondrá a la entidad un coste anual de 82 millones de euros. El Santander, sin embargo, espera recuperar esta cifra antes de que termine 2006, logrando que 200.000 clientes no vinculados contraten algún producto estrella del banco (hipotecas, planes de pensiones, etc.). Varias entidades siguieron la estrategia marcada por el Santander y eliminaron algunos de los cargos que cobraban. Está por ver si la medida ha sido efectiva. Los responsables de bancos competidores aseguran no haber percibido una fuga de clientes.