Cierre

Solvay cierra la planta de agua oxigenada de su complejo de Cantabria

Según informó la empresa, la planta de agua oxigenada es una de las más pequeñas de Europa, con una producción limitada a 15.000 toneladas al año, lo que 'hace difícil competir dentro de un mercado muy competitivo de productos de grandes volúmenes'.

En los últimos años, las inversiones realizadas se han centrado en seguridad, salud y medio ambiente de la instalación, pero debido a su pequeño tamaño cualquier inversión posterior 'se hace totalmente inviable'.

Solvay anunció que los 19 trabajadores afectados de forma directa por el cierre serán objeto de un plan social que la dirección comenzará a negociar con los representantes sindicales del complejo industrial.

UGT en Solvay rechazó la decisión de cerrar la línea productiva de agua oxigenada, medida que 'confirma el grave error de una estrategia empresarial que desprecia la posibilidad de crecimiento para centrarse única y exclusivamente en el carbonato', principal producto de la firma en Cantabria.

El sindicato espera que Solvay cumpla con su compromiso de recolocar a los trabajadores afectados. Además, advirtió de que 'no consentirá este nuevo recorte productivo sin algo a cambio'. En este sentido, se refirió al plan de empleo que ha presentado a la dirección, con vigencia para tres años y que permitirá jubilaciones anticipadas y voluntarias y la creación de nuevos puestos de trabajo.

La producción de Interox se dedica, sobre todo, al blanqueo de papel y textiles.