Martin Togneri

'España y Escocia deben colaborar en la energía eólica'

Dirige Scottish Development International (SDI), la agencia escocesa de promoción de inversiones. Es una institución pública creada en 2001 y participada por el gobierno escocés y la Agencia de Desarrollo Económico de Escocia. Martin Togneri acaba de visitar Madrid, procedente de Glasgow, en busca de empresas españolas.

¿Qué llevó a la creación de SDI?

El objetivo fue doble: promover la inversión extranjera en el país, y ayudando a las empresas localizadas en Escocia a desarrollar actividades comerciales fuera de ella.

¿Cómo puede una empresa extranjera participar en ese mercado?

Desde alianzas estratégicas, joint ventures, franquicias hasta licencias tecnológicas y transmisión de propiedad intelectual. Una vez establecida la empresa en Escocia, un ejecutivo senior de SDI permanece a su disposición para ayudarle en su introducción en la zona.

¿Por qué cree que es atractiva Escocia como destino de la inversión?

Somos una de las regiones más dinámicas de la Unión Europea. Tenemos un capital humano excelente, fruto de nuestras 13 universidades. La tasa de paro es del 5,4%, casi la mitad de la media europea. Desde 2003, el número de empresas ha crecido un 3%. Eso demuestra el vigor de la actividad.

¿Cuáles son los sectores más interesantes?

Fundamentalmente, los más avanzados tecnológicamente: electrónica, biotecnología, industria aeroespacial, química, energía... Para el caso concreto de España, creo que las áreas de colaboración más interesantes son alimentación y bebidas (España es uno de los mayores consumidores de marisco escocés y el segundo mayor importador de whisky) y biotecnología y farmacia, donde el gobierno escocés ofrece ayudas a las empresas extranjeras. Y, por supuesto, en energías renovables. España y Escocia tienen un gran margen de colaboración en energía eólica y deben apostar por él.

¿Qué apoyo específico ofrece SDI?

Ayudamos a las empresas a localizar las oportunidades de negocio existentes en Escocia. En la dirección inversa, a las empresas españolas interesadas en incrementar sus contactos comerciales en podemos ponerlas en contacto con productores escoceses. También organizamos visitas a Escocia para reunirse con potenciales socios comerciales, clientes o distribuidores.