Medios

Vivendi rechaza la propuesta de un accionista de dividir la empresa

El consejo de administración de Vivendi Universal rechazó ayer la propuesta del inversor noruego Alexander Vik de dividir el grupo. El plan, según el accionista, incluye una oferta de 38.600 millones por Vivendi, aunque la firma negó que haya recibido una propuesta formal. La acción, que llegó a subir casi un 6%, cerró un 0,19% a la baja.

Vivendi Universal, propietario de una de las mayores productoras discográficas del mundo y de la operadora de telecomunicaciones móviles SFR, ha estudiado la propuesta 'de cooperación' presentada por un accionista, Sebastian Holding, propiedad de Alexander Vik con el 4% del capital de Vivendi, que pretende 'desmantelar el grupo', señaló la compañía en un comunicado.

Fuentes cercanas a Sebastian Holding indicaron a Bloomberg y a Reuters que el plan incluye una oferta de 33,5 euros por acción, lo que supone valorar la compañía en 38.600 millones de euros, un 21% más que el cierre del día anterior. La compañía negó a través de un portavoz que haya recibido 'nada firme ni estructurado' de Sebastian Holding. Más tarde, el consejero delegado de Vivendi, Jean-Bernard Levy, dijo que no se trata de una oferta 'desde el punto de vista legal' y lo calificó de 'documento de trabajo'. Por su lado, fuentes cercanas a Sebastian Holding señalaron que 'ha habido una oferta por la totalidad del grupo de cerca de 40.000 millones de euros'. Y añadieron: 'Es difícil de entender cómo una oferta de compra se interpreta como una propuesta de dividir la compañía'.

Fuentes de este grupo reconocieron que disponen de activos bajo gestión suficientes para afrontar la supuesta oferta, aunque declinaron concretar cómo se estructuraría el pago. 'Tenemos cartas de intención de potenciales acreedores', dijeron fuentes cercanas a Sebastian.

El grupo desmiente que haya una opa y habla de 'documento de trabajo'

Para Vivendi, el plan de Sebastian Holding 'está basado en hipótesis económicas y legales que son poco realistas'. Por ello, el consejo de administración y de supervisión de Vivendi ha decidido 'continuar con la estrategia del grupo, que es la mejor posicionada para crear valor para los accionistas de Vivendi'. En ningún momento el comunicado se refiere a oferta alguna.

Sebastian Holdings también controla el 4% de la multinacional de publicidad Havas y se considera que apoyó al empresario Vincent Bolloré en su asalto contra Havas, que le llevó a la presidencia del grupo francés.

Vivendi tiene una capitalización de 32.000 millones de euros, de los que la mitad están relacionados con la operadora móvil SFR, que controla a través de un holding con el 56%. La pasada semana, las acciones de Vivendi subieron entre especulaciones de que Vodafone, dueña del otro 44% de SFR, pudiera lanzar una opa sobre la totalidad de la operadora francesa. 'Vivendi no planea hacer nada por ahora', dijo una fuente de la firma.

Móvil y discográfica impulsan un 41% el resultado

Vivendi Universal obtuvo un beneficio de 707 millones de euros en el primer trimestre del año, un 41% más, gracias a la buena marcha del negocio del móvil en Francia y a la discográfica Universal Music. Los ingresos alcanzaron los 4.766 millones, con un crecimiento del 5,7%, y el beneficio operativo mejoró un 10,9%, hasta alcanzar los 990 millones.

Por divisiones, SFR, la mayor filial de Vivendi por cifra de negocio, registró un beneficio operativo de 666 millones de euros, un 11% más, con 130.000 nuevos clientes. Vivendi controla el 56% de la operadora y Vodafone, el restante 44%. Universal Music Group, el segundo mayor negocio del grupo, más que duplicó el resultado, hasta 38 millones.

Canal+ registró un fuerte descenso en el beneficio operativo, del 68%, hasta 33 millones, lastrado por los costes para adquirir los derechos televisivos de los partidos de la liga francesa. El mal comportamiento del negocio de televisión fue compensado por Vivendi Games, que duplicó el resultado, hasta 23 millones. Maroc Telecom, en la que tiene un 51%, ganó 207 millones, un 15% más.

Vivendi prevé obtener un beneficio de entre 3.500 y 4.000 millones hasta el año 2011 y lograr un robusto crecimiento en todas sus divisiones. El grupo considera que sus negocios están bien posicionados y dice que hará esfuerzos de inversión para garantizar que mantienen su adaptación a los cambios de mercado y su capacidad de crecimiento. El aumento medio del beneficio operativo será de entre el 8% y el 10% anual, señaló.