Bolsa

Renta Corporación se debilita y roza el precio de la colocación

Renta Corporación cayó un 2,29% en su segundo día en Bolsa, y con menos negocio. Las ventas de los minoristas y la calma de los institucionales por entrar en el capital han debilitado el valor.

La inmobiliaria corrigió parte de la subida de su estrenó (5,52%). Cayó un 2,29%, hasta los 29,90 euros. Este precio supone aún un 3,10% más que el de salida (29 euros). El volumen fue más bajo que el primer día: se intercambiaron 1,3 millones de títulos por 39,23 millones de euros; el 5,46% del capital en Bolsa. Morgan Stanley volvió a ser la firma más activa. Se quedó con el 26% de lo movido. Fuentes cercanas a la empresa confirmaron a este periódico que los bancos colocadores no han ejercitado aún el green shoe, para el que se han previsto 1,08 millones de acciones. Tal y como figura en el folleto tienen de plazo 30 días naturales siguientes al estreno en Bolsa

La segunda jornada de Renta Corporación resultó algo más firme que la primera. Arrancó con subida (+0,33%), hasta 30,70 euros. Enseguida comenzó a caer (marcó mínimo a 29,33 euros), pero en la tarde recuperó terreno. La palabra decepción era la más usada por los inversores en distintos foros de internet. El mercado esperaba más de la que ha sido la primera salida a Bolsa desde el verano pasado.

'No hay que buscar más explicación que las acciones están cambiando de manos. Es una salida a Bolsa que me recuerda mucho a la de Cintra y Fadesa. Al principio salió mucho papel que después acabó entrando, y con los fundamentales acompañando', comenta Jaime Albella, de BNP Paribas.

El analista asegura que la debilidad de Renta Corporación responde a ventas de los particulares. 'Hay muchos bancos que tenían como objetivo un 10% de ganancia para el inversor retail minorista. Es muy razonable lo que está pasando. A partir de la semana que viene el valor tenderá a estabilizarse, sobre los 29,5 y 30,5 euros'.

El precio más bajo que ha marcado hasta ahora la inmobiliaria son 29,33 euros que precisamente tocó ayer. 'Yo creo que el valor va a rebotar cuando esté por debajo del precio de la colocación. Los institucionales que se han quedado fuera no tienen una necesidad imperiosa por entrar', comenta Alberto Alonso, de Inversis Banco. El gestor coincide en que los inversores particulares 'no quieren perder dinero' y no espera que caiga mucho más allá de los 28 y 29 euros.

Los analistas siguen resaltando el negocio de la empresa e insisten en la buena oportunidad de inversión que ofrece en el medio y largo plazo. 'Es una inmobiliaria que seguramente lo haga mejor que el resto. Tiene una competencia muy limitada y la exposición al ladrillo la amortigua bastante bien por el valor que genera el negocio', explica Albella.

Renta Corporación ha sacado el 30% de su capital en Bolsa mediante una OPV y una OPS.