Laboral

Funcionarios del suroeste de Alemania pactan elevar la jornada para dejar la huelga

Los funcionarios alemanes del estado de Banden Württemberg (suroeste de Alemania) cesarán la huelga que iniciaron el pasado 6 de febrero, tras llegar a un acuerdo con las autoridades locales para ampliar la jornada laboral de 38,5 a 39 horas semanales. El gobierno local quería aumentar la jornada a 40 horas semanales.

Se trata del tercer estado alemán que llega a un acuerdo similar, después de que en febrero pasado los empleados públicos de diez de los 16 länder alemanes se declararan en huelga en protesta por el aumento del tiempo de trabajo. Los estados de Hamburgo y Baja Sajonia acordaron en los últimos días una semana laboral de 38,8 y 38,9 horas, respectivamente.

Por otra parte, el principal sindicato metalúrgico alemán, IG Metall rechazó ayer una oferta de aumento salarial del 1,2% para 3,4 millones de trabajadores de la industria alemana, y mantiene su exigencia de alzas del 5%. En consecuencia mantiene sus convocatorias de huelgas parciales para los próximos días.