Banca

La salida de Valls pone al Popular en el punto de mira de las compras

El relevo generacional en el Banco Popular podría ser la antesala de una operación corporativa. Así valoró ayer el mercado la salida del Javier Valls y el nombramiento como presidente único de Ángel Ron. Los títulos del banco sumaron un 1,04% al cierre tras llegar a revalorizarse un 5,83% durante la sesión.

Los rumores sobre operaciones corporativas continúan acechando a la banca española. Todas las miradas se centraron ayer en el Banco Popular en un día en el que consejo, reunido en sesión extraordinaria, aceptó la dimisión de Javier Valls y designó a Ángel Ron como presidente único del grupo financiero.

El relevo generacional en el tercer banco español se produce en un momento en que las especulaciones sobre posibles compras impulsan los títulos de la banca mediana. En concreto, el Popular llegó a revalorizarse un 5,83% durante la jornada y acumula un alza del 5,41% en la semana y del 22,8% en el año.

Valls ha sido uno de los más firmes defensores de la independencia del Popular y con la presidencia de Ron podría allanarse el camino para la adquisición del banco, según lo interpretó ayer el mercado. Los inversores especulan con que sea una entidad extranjera la que lance una oferta. El estadounidense Citigroup o el británico Barclays están en todas las quinielas, según los analistas. Así mismo, se apuesta por que el Sabadell, que también está interesado en el Urquijo, sea otro de los candidatos. El banco catalán lideró en la jornada las revalorizaciones entre sus competidores al sumar un 2,21%.

En la sesión de ayer se llegó incluso a especular con que detrás de los movimientos de capital del Popular de los últimos días estuviera el inversor indio Ramchad Bhavnani, que posee el 11,835% de Bankinter y podría estar reorientando su inversión. Precisamente, Bankinter, que ayer cerró sumando un 0,7%, es otro firme candidato a ser objeto de adquisiciones.

El accionariado del Popular, sin embargo, complica las opciones. En concreto, el núcleo duro está formado por una sindicatura de accionistas que poseen el 10% del capital, Allianz con el 9,37% y el empresario portugués Américo Amorín con una participación del 6,159%.

De cualquier forma, Ron ha tratado en numerosas ocasiones de descartar esta opción reiterando su voluntad de mantener la independencia del banco, el más eficiente de toda Europa y que cotiza a un PER (número de veces que el beneficio está contenido en la cotización) del 15,08%, por debajo de sus competidores.

Subidas en todos los medianos

La subidas en Bolsa de los bancos medianos objeto de rumores de fusiones impulsaron ayer a todo el sector. Los títulos de Banesto sumaron un 2,32% al cierre de la sesión, mientras que los del Guipuzcoano, que acumula una revalorización del 36,28% en el año, sumaron un 1,04%. Las acciones del Banco de Valencia se elevaron un 0,83%.