Banca

BNL marca máximos en Bolsa ante un posible interés de BBVA

Los títulos de la italiana Banca Nazionale del Lavoro (BNL) cotizan en los niveles máximos desde que se iniciara la batalla por su adquisición. Al cierre de la última sesión, las acciones de la entidad se situaban en 2,80 euros, muy cerca del récord de 2,839 euros alcanzado el pasado 21 de diciembre. El valor de los títulos de la entidad italiana supera los 2,7 euros por acción ofrecidos por la aseguradora Unipol, cuya opa sobre BNL fue frenada el pasado día 16 por el Banco de Italia. El mercado especula con que el BBVA prepara un segundo intento de compra tras su retirada de la pugna en julio.

El precio ofrecido por Unipol, sin embargo, deberá ser revisado. El regulador bursátil italiano, la Consob, exigió el domingo que se eleve la cuantía ofrecida hasta los 2,755 euros, al estimar que la cantidad debe ser al menos equivalente a la desembolsada por Deutsche Bank para hacerse con BNL. Este aumento supondrá un desembolso adicional de 80 millones de euros, sobre una oferta que asciende a unos 5.000 millones.

La prensa romana señala que la oferta que estudia el BBVA, que aún posee el 14,75% del capital de BNL, ronda los 3 euros, lo que supone actualizar su primer precio a la evolución del mercado. El banco español ofreció en marzo un canje de cinco acciones de BNL por una del BBVA lo que, en el día en el que se retiró de la pugna, suponía valorar cada título italiano a 2,72 euros. BBVA, que obtendría unas plusvalías de 520 millones si vende su participación, acudió a los tribunales para denunciar un trato discriminatorio entre los accionistas. El banco exige a la aseguradora 2,9 euros por acción, el precio ofrecido por los socios del denominado contrapacto, el grupo que se opuso a la entrada de BBVA.

BBVA 5,18 -0,37%

La batalla por el control de BNL y Antonveneta, la entidad que finalmente ha quedado en manos de ABN Amro, ha desatado una crisis en Italia que se ha saldado con la dimisión de Antonio Fazio, gobernador del Banco de Italia, cuya actuación quedó salpicada por las acusaciones de abuso de poder y utilización de información privilegiada. El presidente de Unipol, Giovanni Consorte, también está siendo investigado por la fiscalía por cargos similares.

En espera del nuevo gobernador

El sector financiero italiano se mantiene a la espera de la elección del nuevo gobernador del banco central tras la dimisión de Fazio. El nombre que suena en todas las quinielas es el de Mario Draghi, actual vicepresidente de Goldman Sachs para Europa y ex director del Tesoro. Su candidatura estaría avalada tanto por los partidos políticos de izquierda como por los de la derecha.

Entre los aspirantes también se barajan las opciones del economista Padoa Schioppa, que en 1984 fue nombrado vicedirector del Banco de Italia; y Vittorio Grillo, muy cercano al presidente de la República, Carlo Azeglio Ciempi. El ex comisario europeo de Competencia, Mario Monti, ha pedido públicamente ser excluido de la lista de candidatos.