Acuerdos

Banco Sabadell y Liberty llevan su alianza a los seguros de auto

Banco Sabadell y Liberty Seguros han acordado extender su alianza a las pólizas de automóviles, uno de los segmentos aseguradores que mayor atractivo está mostrando entre las entidades bancarias. Ambas compañías esperan alcanzar las 300.000 pólizas en un medio plazo.

Los seguros de automóviles se están convirtiendo en la llave de los seguros de no vida para muchas entidades bancarias. Ninguna se quiere quedar atrás en un negocio cada vez más saturado de competidores, pero que permite presentar una oferta global al cliente. El último en lanzarse ha sido el Banco Sabadell, con 1,5 millones de clientes, de la mano de su socio, la aseguradora estadounidense Liberty Seguros. El objetivo es triplicar el volumen de pólizas en la red bancaria.

El Sabadell, con 1.069 oficinas, señaló recientemente que su intención era crecer un 11% en el negocio de bancaseguros y, aunque ha incorporado la gama del automóvil a su oferta, la principal apuesta de la entidad continúan siendo los planes de pensiones individuales. Ignasi Camí, director general de bancaseguros del Sabadell, afirmó ayer que reforzar el acuerdo con Liberty, dirigida por Luis Bonell, supone 'ir de la mano con la entidad con la que aprendimos a hacer seguros generales'. Liberty es la décima entidad en seguros de automóvil y la onceava en hogar en España. En EE UU, es la séptima compañía de seguros generales.

Este nuevo acuerdo consolida, sin embargo, una alianza iniciada en 2003. El Banco Sabadell, que ya vende productos de riesgo y protección en vida y hogar de la estadounidense, capta en la actualidad el 11% del total de primas que Liberty ingresa a través de los socios institucionales. Este canal de comercialización se suma al negocio captado con la venta directa en sus filiales Genesis y Regal, así como al negocio que aportan los mediadores.

'Se trata de una oferta competitiva en precios', señaló Bonell. Sin embargo, el responsable de Liberty apuntó también las dificultades que existen a la hora de hacer comparaciones entre entidades. Destacó también la importancia del servicio en este tipo de productos, a lo que Camí añadió que lo más importante es 'ser capaces de adaptarse al cliente bancario con niveles de alta calidad y nula letra pequeña'.

El seguro de automóviles representa el 25% del conjunto del negocio del sector asegurador en España.

Las exigencias del asegurado bancario

Las entidades financieras han encontrado en los seguros uno de los filones para sumar en los balances en un contexto de estrechos márgenes. De hecho, este canal es el que mayor crecimiento está teniendo a lo largo del ejercicio y se verá favorecido por el desarrollo de la nueva Ley de mediación. Entre los críticos de la figura del bancoasegurador se señala que la entidad de seguros pierde la vinculación directa con el cliente, esencial en este tipo de productos. Sin embargo, el director general de bancaseguros del Sabadell señaló ayer que las exigencias del banco sobre la calidad del servicio al cliente son 'máximas' si se tiene en cuenta que los clientes mantienen más de un producto en su cartera. 'El nivel de reclamaciones entre los clientes es bajísimo', apuntan desde la entidad catalana.