Banca europea

Siete entidades pujan por el 62% del mayor banco público rumano

El interés de la banca europea por la expansión hacia los países del Este ha quedado patente en el proceso de privatización de la primera entidad pública de Rumania. Siete bancos europeos han presentado ofertas para hacerse con el 61,88% de Banca Comerciala Romana (BCR), el principal banco público del país. BCR tiene 7,3 billones de euros en activos y 344 sucursales en el país.

Las entidades interesadas son los alemanes Deutsche Bank, y Erste Bank, el portugués Millenium BCP, el Banco Nacional de Grecia, el italiano Banca Intesa, el belga Dexia y el francés BNP Paribas. Los expertos señalan que la pugna se situará entre los 1.200 y los 2.500 millones de euros.

El organismo oficial rumano que está llevando a cabo la privatización señaló ayer que aún no ha determinado un plazo para la siguiente parte de la operación, en el que pretende seleccionar a dos entidades y solicitar las ofertas formales. Rumania entrará en la Unión Europea en 2007.