Macroeconomía

§The Economist§ publica que España y EE UU liderarán el crecimiento de las 15 grandes economías en 2006

Estados Unidos y España serán este año los dos países con mayor ritmo de crecimiento de las quince principales potencias económicas del mundo. Así lo informa el último cuadro macroeconómico de la prestigiosa revista británica The Economist, revisado en el actual mes de octubre.

Estados Unidos crecerá un 3,5% y España un 3,2%, lo que situará la tasa de incremento del producto interior bruto español casi al triple del promedio de la Eurozona, cuya producción de bienes y servicios aumentará un 1,2%.

Este mes, The Economist ha subido la previsión de crecimiento de la economía española una décima, frente a una revisión a la baja de la misma magnitud para el conjunto de la Eurozona, colocándola a la cabeza del grupo de los grandes en crecimiento.

Al margen de EEUU y España, la previsión de crecimiento que la revista estima para las grandes potencias económicas es la siguiente: Australia (2,4%), Austria (1,8%), Bélgica (1,3%), Gran Bretaña (1,9%), Canadá (2,9%), Dinamarca (2%), Francia (1,4%), Alemania (0,9%), Italia (0%), Japón (2,2%), Holanda (0,6%), Suecia (2,3%) y Suiza (1,1%).

El precio que España y Estados Unidos pagarán por su mayor crecimiento es el mismo: más inflación y desequilibrio de las cuentas exteriores. En este último capítulo, la divergencia de España con sus socios europeos comienza a resultar muy notable: el déficit por cuenta corriente previsto para nuestro país este año es del 6,1% del PIB, frente a un superávit global del 0,2% para el conjunto de la Eurozona. Sólo Estados Unidos presentará un déficit corriente mayor, del 6,5%.

En cuanto a la inflación, la previsión de aumento de precios en España, del 3,2%, supera en un punto a la media de la Eurozona. Sólo encuentra parecido, otra vez, en Estados Unidos, para el que The Economist pronóstica también una tasa de precios del 3,2%.

Para el 2006, The Economist estima que España crecerá un 2,9%, con una inflación del 3,1% y un déficit corriente del 6%. El conjunto de la Eurozona crecerá al 1,5%, con una inflación del 1,9% y un superávit corriente del 0,2%