Presupuestos 2006. Educación

La partida de I+D+i recibe un 31% más para incentivar el capital privado

El vicepresidente económico del Gobierno, Pedro Solbes, dedicó buena parte de su exposición de ayer a explicar las prioridades de gasto de las cuentas del próximo ejercicio.

El vicepresidente económico del Gobierno, Pedro Solbes, dedicó buena parte de su exposición de ayer a explicar las prioridades de gasto de las cuentas del próximo ejercicio.

Solbes especificó que si ya es importante el volumen de recursos que el Ejecutivo ha previsto dedicar a las partidas de carácter más social, 'más lo es aún el gasto que fomenta la productividad y la competitividad de la economía: investigación, infraestructuras y educación'.

Tal y como explicó el vicepresidente, a investigación de carácter civil está previsto destinar 4.826,92 millones de euros, un 30,9% más que en 2005. Con este nuevo esfuerzo, en los dos primeros años de legislatura el gasto presupuestario en I+D+i se habrá incrementado más del 55%.

El objetivo del Ejecutivo es que el gasto total en investigación alcance el 2% del PIB en 2010

Tal y como subrayó Solbes en la conferencia de prensa en la que presentó las líneas generales del presupuesto, el objetivo del Gobierno es que esta partida presupuestaria alcance el 2% del PIB en 2010 y de ese volumen global de inversión en conocimiento, que el 55% proceda de la iniciativa privada.

¿Cómo va a conseguirlo? El ministro de Economía y Hacienda aseguró que con los incentivos actuales a las empresas que invierten en investigación y desarrollo y el ejemplo del esfuerzo presupuestario de la Administración se lograrán los objetivos fijados.

La dotación prevista para todo 2006 va a permitir desarrollar las nuevas actuaciones incluidas en el Programa Ingenio 2010, que según Economía constituye el instrumento clave para converger con la UE en materia de I+D+i y en Sociedad de la Información.

Dentro de ese programa se incluyen varias actuaciones estratégicas, como el Programa Cenit, que prevé aumentar la colaboración público-privada, el programa Consolider para incrementar la masa crítica y la excelencia investigadora, o el plan Avanz@, que persigue converger con Europa en la sociedad de la información.

Los presupuestos incluyen para la política de incentivos a la investigación créditos por importe de 6.510,81 millones de euros, lo que representa un incremento del 29,7% respecto a lo presupuestado este ejercicio.

De dicha cuantía, 4.826,92 millones corresponden a investigación civil y 1.683,89 millones a investigación militar. Los recursos destinados a organismos autónomos, y por tanto, integrantes del sector público, aumentan en 152,63 millones de euros, dando de este modo cumplimiento al objetivo de actuar como elemento catalizador dentro del sistema de ciencia y tecnología.

Entre estas transferencias, cabe destacar las correspondientes al Consejo Superior de Investigaciones Científicas, que suman 439,88 millones, lo que supone un incremento del 22%. Al Instituto de Salud Carlos III le transfieren 168,4 millones, un 37,2% más.

En la gestión de esta política participan diez ministerios, sin embargo el peso fundamental corresponde a los departamentos de Industria, Turismo y Energía, con un 52,3% del gasto total de la política, y al departamento de Educación, cuya participación es del 37,1%. Ambos ministerios suman el 89,4% de los créditos totales.

Por último, para mejorar la gestión de los recursos e incorporar investigadores públicos al sector privado.

150 millones en educación infantil y un 9% más para becas

Los presupuestos para 2006 destinan a la política de Educación 1.888,15 millones, lo que representa un incremento del 16,6% sobre las dotaciones de 2005.

Tal y como recordó ayer Pedro Solbes en la presentación de las cuentas públicas, estos presupuestos presentan una novedad importante. Esto es, la incorporación de dotaciones para atender los costes de la reforma educativa impulsada por el Gobierno socialista a través de (la futura) Ley Orgánica de Educación (LOE).

Esta nueva norma tiene como objetivo la mejora del sistema educativo, el éxito en la enseñanza básica; el fomento de los idiomas y de las tecnologías de la información y comunicación; el apoyo al profesorado y la implantación de la gratuidad del segundo ciclo de la educación infantil.

Para el cumplimiento de estos objetivos, las cuentas incorporan 150 millones destinados en su totalidad a compensar el coste de esa gratuidad. También recoge un importe de 20,7 millones destinados a programas de refuerzo derivados de la aplicación de la LOE.

Otra de las políticas prioritarias es aquella que persigue la igualdad de oportunidades. æpermil;sta prevé un incremento de los créditos para becas y ayudas al estudio de un 9,6%, hasta alcanzar los 85 millones sobre los créditos del año anterior, que ya se incrementaron el 10,5%. El número de ayudas para material didáctico se cifra en 883.194, con una cuantía media de 89,45 euros.

MINISTERIOS

Sector Exterior. Impulso a la exportación.

Los recursos asignados para la internacionalización de la empresa española ascenderán a 1.261,44 millones. Como instrumentos financieros para fomentar la presencia de empresas españolas en el exterior se dispone del Fondo de Ayuda al Desarrollo (FAD), del Fondo para Inversiones en el Exterior y del Fondo para Inversiones en el Exterior de la Pequeña y Mediana Empresa, a los que se realizarán aportaciones de 940,15 millones, de los que 850 son para el FAD, un 63,5% más.

Justicia. 75 unidades judiciales nuevas.

Una de las políticas de gasto prioritarias del presupuesto es la de justicia, que ve incrementar sus recursos un 12%, hasta sumar 1.326,70 millones de euros. Con parte de estos recursos continuará la implementación de las nuevas unidades judiciales y el aumento de la plantilla de fiscales. Para 2006 está prevista la apertura de 75 unidades y 100 nuevas plazas de fiscales. La medida pretende conseguir que los juzgados y tribunales respondan a las nuevas necesidades de los ciudadanos.

Interior. Más fondos para seguridad.

Los recursos dotados para la mejora de la seguridad ciudadana ascienden a 7.263,14 millones de euros, lo que significa una mejora del 11,9% sobre el ejercicio precedente. Parte de este dinero servirá para financiar, entre otras actuaciones, la incorporación progresiva de 5.500 policías y 4.000 guardias civiles procedentes de la Oferta Pública de Empleo 2005 y para abordar su equiparación gradual con las condiciones económicas de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Defensa. Aumentan los salarios.

La política de Defensa, con una dotación de 7.123,36 millones, presenta un crecimiento del 5,4% respecto a lo presupuestado este año. Con la finalidad de impulsar la profesionalización, el Gobierno ha aprobado un aumento de 450 millones de euros para mejorar las retribuciones salariales de los miembros de las Fuerzas Armadas, que se escalonará desde el ejercicio de 2006 hasta 2008. Por su parte, la dotación para inversiones reales ascenderá a 1.942,21 millones de euros.

Asuntos sociales 100 millones para dependencia.

El vicepresidente económico anunció ayer que las cuentas de 2006 contendrán una partida de 100 millones de euros (ya en este ejercicio se consignaron otros 50) para la futura creación del servicio de dependencia y asistencia a personas mayores y con distintas clases de discapacidades. Solbes reconoció que no se podrá financiar sólo con estos recursos, pero al ser competencia de las regiones, primero habrá que definir en la ley qué es dependencia y luego pactar su financiación.

Sanidad. Recursos para mejorar la calidad.

La política de Sanidad tiene consignados para el próximo ejercicio un volumen global de créditos de 3.959,07 millones, lo que supone un incremento del 8,5% respecto a este año. Solbes destacó los acuerdos alcanzados en el Consejo de Política Fiscal y Financiera del pasado día 13 que como es lógico tendrán su efecto presupuestario. Una vez garantizado el acceso a la sanidad de todos los ciudadanos, el presupuesto incide en mejorar la calidad de los servicios prestados con 50 millones.