El Análisis de la semana

Algunos garantizados ganan más del 10% en lo que va de año

El tirón de las Bolsas durante esta última semana ha devuelto la alegría a los planes de pensiones de renta variable, aunque el hecho de que los bonos hayan tocado nuevos máximos históricos, con rentabilidades rozando ya el 3%, también ha contribuido a mejorar las ganancias de los planes. En suma, todos suben, los de renta variable y los de renta fija, de forma que la lista de planes de pensiones en pérdidas acumulada apenas contiene planes como para superar los dedos de una mano.

La subida del valor de los bonos (es decir, la caída de las rentabilidades a largo plazo) ha sido posiblemente el dato más novedoso de estas dos últimas semanas ya que está dotando de notable solidez a los planes especializados en renta fija.

Si bien sus rentabilidades no son espectaculares, los tipos de interés tan bajos (es decir, los precios tan altos de los bonos) explican el hecho de que algunos planes de pensiones garantizados superen en la actualidad el 10% de ganancia acumulada en lo que va de año. Hay, en efecto, media docena de planes garantizados que casi rivalizan con los de renta variable, hecho bastante notable teniendo en cuenta su perfil eminentemente defensivo y la composición de sus carteras de inversión, integradas en casi su totalidad por bonos.

Las ganancias de los garantizados, en términos medios, superan el 7% anual, lo que significa el doble que la tasa de inflación. Para ser planes altamente defensivos, sus rendimientos están sorprendiendo a los más expertos del mercado. Además, las ganancias no son patrimonio de algunos pocos planes con estructuras de inversión muy especiales. Hay en realidad una veintena de planes garantizados con rendimientos por encima del 7% en lo que va de año, lo que sitúa sus ganancias en términos anuales, sobre doce meses atrás, todavía bastante por encima. Los garantizados son la sorpresa agradable del año, más que los de Bolsa.