Seguridad Social

Los cotizantes aumentan al mayor ritmo desde 1999 por la inmigración

La regularización de inmigrantes, que ha aflorado medio millón de empleos este año, ha impulsado la afiliación a la Seguridad Social, que ha ganado casi un millón de cotizantes y crece a un ritmo del 5,2% interanual, el mayor desde 1999. A pesar de ello, en agosto, el sistema perdió afiliados por primera vez en lo que va de año y el paro subió en casi 30.000 personas.

La Seguridad Social perdió 188.535 cotizantes durante el mes de agosto, con lo que el número total de afiliados se situó en 17.968.76 ocupados. Se trata de la primera vez en lo que va de año que el sistema pierde afiliados, algo habitual en este mes, aunque la caída del pasado agosto fue algo más acentuada que en ejercicios anteriores.

Sin embargo, esto ha sido interpretado por el Gobierno como algo coyuntural, atribuible a la elevada temporalidad, ya que según explicó el secretario de Estado de la Seguridad Social, Octavio Granado, el último día 31 de agosto los empresarios dieron de baja a 192.477 trabajadores, y la mayoría de ellos eran contratados temporales que volvieron a ser dados de alta al día siguiente 'sin pasar ni un sólo día en el desempleo', dijo.

Pese a esta circunstancia, los datos de empleo siguen dando señales de lenta, pero continuada recuperación, impulsados sobre todo por la afiliación de trabajadores extranjeros. En los últimos doce meses, la Seguridad Social ha ganado 895.433 cotizantes, lo que supone un incremento del 5,25% interanual, un elevado ritmo de crecimiento que no se registraba desde hace seis años, en 1999 cuando el sistema crecía un 5,32%.

De este casi millón de nuevos afiliados, aproximadamente la mitad de ellos (451.536) son extranjeros que han sido dados de alta por el proceso de regularización extraordinario que finalizó el 7 de mayo. Esto supone que uno de cada dos nuevos cotizantes en el último año fue extranjero, con lo que suman ya un total de 1.633.911 trabajadores, un 54% más que hace un año.

La construcción volvió a ser el motor de la economía y el sector que más empleo creó, con 171.017 nuevos afiliados, un 11% más.

Sólo la industria manufacturera ha destruido empleo en los últimos doce meses, con 3.275 trabajadores menos.

Frente a estos datos positivos de la ocupación en el año, el paro registrado en agosto aumentó en 30.529 personas, con lo que el número total de desempleados vuelve a superar los dos millones (2.019.110 personas).

En términos desestacionalizados (corregidos de variaciones de calendario), que reflejan más fielmente la tendencia del mercado, el paro se situó en 2.118.688.

El secretario general de Empleo, Valeriano Gómez aseguró ayer que el incremento del desempleo en agosto es habitual y que 'no supone un cambio de tendencia'.

Para afirmar eso, resalta la evolución anual de este dato que indica una reducción del paro en los últimos doce meses de 30.529 personas. Si bien todos los que abandonaron el paro fueron hombres, con una disminución de 36.466 trabajadores, mientras que el desempleo femenino aumentó en 5.937 mujeres.