_
_
_
_
Cualificación profesional

Los expertos piden formación financiera más especializada

Se impone la selección natural. Ante la falta de una titulación específica y reconocida que certifique una determinada preparación para el profesional que desempeña la actividad financiera, es el propio mercado y las mismas entidades las que discriminan entre los perfiles que encajan en su estructura y los que no lo hacen. æpermil;sta es una de las conclusiones sobre la situación actual del sector a las que llegó un grupo de expertos reunidos por Banco Madrid y Cinco Días.

La necesidad de una formación especializada dentro del sector financiero fue, de hecho, el tema principal del debate mantenido por estos expertos procedentes de distintas organizaciones y organismos educativos. La diferencia existente entre el nivel que presenta la oferta y el que exige la demanda fue el detonante que hizo recapacitar sobre la necesidad de regular este aspecto, 'sobre todo cuando al final el nivel del profesional se va a reflejar en la calidad de servicio al cliente', coincidieron todos. 'Muchas veces las propias entidades reconocen la dificultad que tienen para encontrar profesionales del nivel que buscan', señalaba Rafael Repullo, director de Cemfi (Centro de Estudios Monetarios y Financieros). También José Miguel López-Frade, director general de Banco Madrid, conoce esta dificultad: 'Casi siempre hay que formar a los profesionales recién incorporados, por eso somos firmes defensores de certificaciones como el EFA (asesor financiero europeo)'.

'Hasta ahora, en España la formación la ha impartido tradicionalmente la empresa', señala Manuel Gala, presidente de la Fundación CIFF (Centro internacional de Formación Financiera Universidad de Alcalá), que aboga por una formación continua del individuo en el seno de la empresa dada la flexibilidad que se requiere en los puestos de trabajo.

Ante la inexistencia de una certificación algunas empresas han creado sus propias titulaciones y centros de formación

Ante la demanda, compartida por varios participantes en el debate, de algún tipo de certificación, algunos defienden la idea de que en caso de existir, el título debería ser privado, 'ya que al final es la empresa la que exige una determinada capacitación profesional', señala Manuel Gala, quien alega que ante la inexistencia de una única certificación algunos organismos han creado sus propias titulaciones caso del Banco Santander, que recientemente ha inaugurado un centro de formación para empleados. Repullo coincide en este aspecto: 'Una titulación expedida bajo la órbita del sector público sería equivocada ya que al final las acreditaciones privadas se ajustan más al sector que las demanda', señala desde la dirección de un centro que forma a muy pocos alumnos cada año encaminados a ocupar altos puestos del sector financiero.

Frente a la élite, Soler-Alberti apunta que está el resto del sector, también con un déficit importante de capacitación. No obstante, no comparte la opinión de otros expertos sobre la obligatoriedad de una formación específica. 'No creo en la obligatoriedad de un certificado profesional para ejercer el asesoramiento financiero de bienes particulares si bien es cierto que supone un valor añadido. Eso sí, es importante garantizar que el profesional tiene un nivel mínimo de conocimientos', añade Soler, quien alega que no todos los títulos aportan el mismo prestigio y pone como ejemplo algunas conocidas universidades privadas de Estados Unidos como Harvard.

Una de las reclamaciones que se hace, en el sector es, de hecho, según Soler-Alberti, la creación de un ranking oficial de escuelas o universidades, si bien todos reconocen que ya existe de forma oficiosa. 'Existe un ranking no escrito donde unas escuelas gozan de más prestigio que otras', señala haciendo alusión a Esic, como la mejor dentro de su segmento.

No es la única demanda que se hace en el sector. Rafael Ortega, decano de Esic, aboga por implementar un tipo de formación adecuado a cada puesto. Este experto distingue, por ello, entre distintos perfiles, cada uno necesitado de un tipo de formación, 'los recién incorporados, necesitados de información sobre productos y operaciones; los que tienen una experiencia de entre cinco y 10 años, que precisan de una formación más específica, y por último los directivos de alto nivel, necesitados de una cualificación más especializada'.

Categórico se mostró López-Frade, director de Banco Madrid, quien aseguró que 'desde el otro lado, es decir, desde el sector que administra el patrimonio de las personas, compartimos la misma preocupación, y es que necesitamos de personas con una formación muy especifica que, a veces, no es fácil encontrar'.

La opinión de los expertos

José Miguel López-Frade. Director general de Banco Madrid'El sector demanda a gritos una cualificación específica como en otras profesiones'. De hecho, EFPA (Asociación Europea de Planificación Financiera) ya lo ha hecho. 'En algunos niveles sólo se encuentra al profesional en la competencia. Hay que defender títulos que demuestren la capacitación del profesional'.Josep Soler-Alberti. Director general del Instituto de Estudios Financieros IEF)'Es evidente que no basta con la formación universitaria de muchos llegan al sector financiero. Es imprescindible una formación adicional interna en muchos casos. No sólo eso, este sector necesita de un reciclaje continuo, de cursos que cubran necesidades puntuales a través de certificaciones externas'.Rafael Repullo. Director de Cemfi'Echo en falta que algunas instituciones públicas, como la universidad, no se den cuenta de que hay que intentar mejorar la formación. Sobre todo teniendo en cuenta que sobreviven los profesionales con un valor añadido. Y no se trata de ofrecer sólo másteres, porque en muchos casos ese simple nombre denigra el producto'.Rafael Ortega de la Poza. Decano de ESIC'Los cursos de posgrado por el momento se encuentra en las escuelas de negocios y en las universidades privadas. Se encuentre donde se encuentre es necesaria, porque al final es la característica que más se hace notar, es como el acento de un extranjero. Para ciertos puestos se exige estar en posesión de un máster'.Manuel Gala. Presidente de la Fundación CIFF'La formación tiene que ser cosa de dos. Es necesario que colabore la Universidad con la empresa privada independientemente del nombre del título. Será el mercado el que lo defina y ya lo está haciendo. No puede ser es que España tenga uno de los mercados de másteres más grandes y libres del mundo' .

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_