Inmobiliario

Eon vende su filial inmobiliaria por 4.000 millones a un fondo inglés

La eléctrica alemana Eon ha llegado a un acuerdo con Deutsche Annington, controlado por el fondo de inversión inglés Terra Firma Capital Partners, para venderle su división inmobiliaria, Viterra, compuesta por 138.000 apartamentos. Deutsche Annington pagará por la filial 4.000 millones de euros, y asumirá una deuda de 3.000 millones.

La estrategia del consejero delegado de Eon, Wulf Bernotat, pasa por concentrar el negocio de la eléctrica en los sectores energéticos y gasístico para ahorrar costes. Desde que Bernotat asumió el máximo control del grupo, en mayo de 2003, Eon se ha deshecho de activos por valor de más de 3.000 millones de euros, a los que se suma ahora la valiosa división inmobiliaria.

'Debido a la exitosa venta de Viterra, Eon espera superar ampliamente los beneficios obtenidos en 2004', aseguró ayer la empresa en un comunicado.

Cuando se creó Eon en 2000 de la fusión entre Veba y Viag, la compañía resultante juntó participaciones en diversos sectores, desde telecomunicaciones a petróleo. El predecesor de Bernotat fue quien inició el proceso de desinversión, que el actual consejero delegado ha intensificado.

Viterra, que fue valorada en 5.600 millones en la última memoria de Eon, tuvo ingresos de 988 millones y beneficios de 298 millones en 2004.