Ferrocarriles

Transfesa pide a Fomento licencia para convertirse en operador ferroviario

El operador logístico de vagones Transfesa ha solicitado ya al Ministerio de Fomento una licencia para convertirse en operador de transporte de mercancías por tren, tras producirse la apertura legal a la competencia del transporte de mercancías, que hasta ahora prestaba en exclusiva Renfe Operadora.

Transfesa, participada por la propia Renfe y por su homóloga francesa, la SNCF, está ahora a la espera de que el Ministerio de Fomento concluya el desarrollo normativo de la Ley Ferroviaria, y pretende fletar trenes de carga con sus propios vagones y maquinistas "en la segunda mitad del año".

La solicitud se ha realizado mediante carta a la Dirección General de Ferrocarriles de Fomento, y tiene por objetivo iniciar el expediente de información que la compañía tendrá que aportar al Ministerio, para ganar tiempo mientras el departamento que dirige Magdalena Álvarez ultima los detalles regulatorios del nuevo mercado ferroviario de mercancías.

Un paso importante antes de la concesión de la licencia será así la aprobación por Fomento de dos órdenes ministeriales que regulen cómo debe asignar el Administrador de Infraestructuras los surcos de vía, y cómo cobrará el correspondiente peaje a las operadoras.

Según la Ley Ferroviaria, aprobada el año pasado y cuya entrada en vigor fue retrasada desde mayo de 2004 hasta el 1 de enero pasado, la Dirección General de Ferrocarriles tiene tres meses para decidir sobre las solicitudes de licencias para explotar servicios de transporte de mercancías en tren.

Transfesa ha comenzado ya a prepararse para convertirse en transportista y está ya negociando con los principales fabricantes ferroviarios españoles y con la británica Angel Trains, especializada en el leasing de material rodante a compañías operadoras, la posibilidad de comprar o arrendar locomotoras, para fletar trenes desde el arco Mediterráneo hasta Alemania y Reino Unido.