Bolsa

Terra, un valor en el olvido a los cinco años de su salida a Bolsa

Terra celebra su quinto aniversario en Bolsa con sabor amargo. El estallido de la burbuja tecnológica y la opa que realizó la matriz han dejado el valor paralizado. El mercado espera que Telefónica la excluya.

Cinco años dan para mucho, y más en el caso de Terra. La compañía, máximo exponente de Internet en la Bolsa española, acaba de cumplir 60 meses en el mercado en una situación que nada tiene que ver a la de sus comienzos. Hoy es un valor que prácticamente nadie sigue, y su cotización lo refleja: en el último año y medio a penas ha variado y su negocio diario ha caído a los 350.000 títulos.

Terra salió a Bolsa en plena burbuja tecnológica. El interés que despertó entre los inversores fue histórico para el mercado español. La empresa consiguió revalorizarse un 213% el primer día de cotización y en pocos meses el precio de la acción pasó de los 11,81 euros de partida a los 157,60 históricos.

Pero también es cierto que Terra apareció justo en el pico de esa burbuja tecnológica; su caída fue tan acelerada y acusada como la de su ascenso.

La opa que presentó Telefónica en el verano de 2003 con el objetivo de controlar el 75% de su filial (al final consiguió el 71,97%) ha sido la puntilla para el valor. La matriz ofreció 5,25 euros por acción, algo que provocó la ira de quienes vieron en Terra la gallina de los huevos de oro. Los inversores se manifestaron en la calle a fin de protestar por lo que ellos consideraban injusto.

La última alegría que ha dado Terra a los pocos seguidores que tiene en el mercado ha sido el reparto de un dividendo de dos euros en julio pasado. La capitalización cayó un 40% tras efectuar el ajuste.

La gran mayoría de los analistas piensa que la historia de Terra termina aquí. 'Los resultados no compensan al valor. No queda nada más, a no ser que Telefónica hiciera una recompra del pequeño paquete que no controla por encima de 4,82 euros 2,82 euros del último cierre más los dos euros de dividendo, pero sería bochornoso. Lo normal es que la matriz se decantara por una opa de exclusión porque es un valor muerto', comenta Oscar Germade, de Cortal Consors.

Felipe Mesía, de Self Trade comenta que 'la compañía no ha hecho nada desde que está a niveles de cinco euros y no lo hará hasta que Telefónica haga la opa de exclusión; no creo, de cualquier forma, que la prima que ofrezca sea jugosa'.

Crecimiento contenido para la tecnología en 2005

Lo que se englobó en plena burbuja tecnológica bajo las siglas TMT (telecomunicaciones, medios de comunicación y tecnología) ha tenido un 2004 dispar. Los dos primeros sectores acumulan alzas del 12% y 6,5%, respectivamente, en Europa. La tecnología, sin embargo, ha frenado su recuperación y pierde un 0,17%. Felipe Mesía, de Self Trade, considera que 2005 será de consolidación para este último grupo. 'La inversión se va a ralentizar y es algo normal tras dos años de crecimientos abultados; a parte, se trata de un sector cíclico. Tras esta pausa, aparecerá una nueva aceleración en 2006, aunque no será tan manifiesta como la última'.

âscar Germade, de Cortal Consors, se muestra más pesimista: 'Las valoraciones son elevadas y no están justificadas con los últimos resultados; por lo tanto deberían equilibrarse. La mayor parte de estas compañías están muy endeudadas, algo que pesa con un escenario de tipos al alza'.

En EE UU, el sector de Internet gana un 1,70% en 2004. El estreno de Google consiguió animar la inversión, aunque se demostró que los inversores siguen en jaque (se vio obligada a bajar un 26% el precio de la horquilla inicial).