Telecomunicaciones

El Gobierno obligará a las operadoras a responder de la calidad ofrecida al cliente

El ministro de Industria, José Montilla, afirmó ayer que el real decreto que ultima el Gobierno en uno de los desarrollos de la Ley General de Telecomunicaciones pretende incrementar la transparencia y la información que las operadoras deben proporcionar para que los usuarios puedan conocer con mayor facilidad sus derechos.

Esta normativa va a suponer un 'salto cualitativo' considerable en el reconocimiento y protección de los usuarios de las telecomunicaciones, aseguró.

'La nueva regulación estipula que los operadores deben asumir obligaciones y proporcionar información detallada sobre la calidad de los servicios que proveen', aseveró el titular de Industria, quien añadió que 'todo ello está en línea con el objetivo del Ministerio de ampliar la regulación de la calidad, que abarcará los servicios telefónicos fijos, móviles y de acceso a Internet, y que se basará en los parámetros específicos armonizados en el entorno europeo (ETSI)'.

En materia concreta de relaciones contractuales, el titular de Industria adelantó que el real decreto contempla como derecho de los consumidores el acceder a contratos con los operadores que faciliten la conexión o el acceso a la red de telefonía pública y que todos los contratos tipo deberán ser comunicados al Ministerio.

Para el cumplimiento de estas medidas, el ministro recordó que se están potenciando las políticas de inspección, supervisión y, en caso de que sea necesario, de sanción para las operadoras de telefonía.