Renta Variable

Las empresas exportadoras frenan las Bolsas

Las Bolsas europeas han resistido la embestida del euro esta semana aunque el viernes las empresas exportadoras cedieron a la presión después de que la moneda tocara un máximo histórico de 1,33 dólares. La sesión se saldó con caídas leves, motivadas por la debilidad de empresas como Alcatel (-1%), Ericsson (-1,7%) o GalxosmithKline (-1,3%). Así, el Euro Stoxx 50 cedió el 0,18%; el Footsie, un 0,25%, y el Cac, el 0,41%.

El euro amenaza con frenar la carrera alcista de las Bolsas. La divisa acaba de encadenar siete semanas consecutivas de ganancias, algo que no había ocurrido desde mediados de enero. La moneda salta de máximo en máximo y síntomas de preocupación se empiezan a percibir entre los inversores.

Los beneficios de las empresas europeas caen entre el 3% y el 4% por cada aumento del euro del 10% en un periodo de 12 meses, según cálculos de Deutsche Bank. Hasta ahora la fortaleza de los resultados empresariales ha logrado contrarrestar este efecto sin que pase factura en el mercado. 'Si uno se fija, incluso las empresas sensibles a la divisa han registrado crecimientos buenos', comenta Silvia García-Castaño de la gestora de BNP Paribas. La pregunta es hasta dónde es sostenible esta trayectoria si persiste la escalada del euro.

Advertencias como las que llegaron el viernes de la aseguradora Jardien Llyod Thompson fomentan la preocupación. La compañía cayó el 20% después de avisar que la debilidad del euro tendrá un impacto 'significativo' en sus resultados. La empresa de energía eólica Vestas realizó una advertencia similar que le costó una caída del 13,5%.

De momento las Bolsas aguantan el temporal y la semana bursátil concluye con un balance neutral. Los avances y las caídas leves se han entremezclado -el Euro Stoxx sube el 0,2%, el Cac pierde un 0,44% mientras que el Footsie se deja el 0,41%-, a pesar de que el euro se ha apreciado más de un 2% en las últimas cinco sesiones.

Wall Street, por su parte, concluyó una semana semifestiva con importantes ganancias. Los mercados reabrieron sus puertas el viernes después de la fiesta de Acción de Gracias, pero la sesión concluyó tres horas antes y resultó un puro trámite que se saldó con cierres planos. El volumen de negocio fue, además, el más bajo del año.

El balance semanal, sin embargo, resultó muy positivo. El Dow Jones se anotó un 0,62%; el Nasdaq avanzó un 1,51% y el S&P 500 ganó el 1,05%. Este índice se encuentra además a tan sólo un 0,2% del máximo del 24 de agosto de 2001. La semana que viene vuelve la actividad y los datos clave como el empleo de noviembre o la revisión del PIB.