Legal

Hacienda multa por fraude fiscal a una filial de Eroski

La Agencia Tributaria ha levantado varias actas a Vegonsa Agrupación Alimentaria, la filial gallega del grupo Eroski, por supuesto fraude fiscal en la venta de bebidas alcohólicas. El importe total ronda los 2,5 millones de euros.

La filial de supermercados gallegos de Eroski, Vegonsa Agrupación Alimentaria, ha sido objeto de sanción por parte de la Agencia Tributaria que ha levantado varias actas, según reconoce la empresa en sus cuentas anuales de 2003.

El motivo, según un portavoz de Eroski, es la venta de bebidas alcohólicas a ciudadanos portugueses que no han liquidado sus correspondientes impuestos especiales con Hacienda. 'La mayor parte de estas ventas se realizan en los almacenes para mayoristas a distribuidores o minoristas portugueses a quienes se les exige su correspondiente certificado de operador intracomunitario así como la documentación de transporte', señalan fuentes de Eroski.

El problema se genera cuando estos compradores en lugar de vender la mercancía en su país lo hacen en España sin liquidar el correspondiente impuesto. 'Se trata de un problema más amplio que atañe a todo el sector', puntualizan fuentes de la empresa. Vegonsa ha decidido recurrir la decisión de la Agencia Tributaria.

En todo caso, durante los ejercicios 2002 y 2003 las autoridades fiscales han concluido la inspección del IVA aplicable a los ejercicios 1999 a 2002 levantando actas por un importe total de 2,43 millones de euros. Estas actas han sido firmadas en disconformidad ya que el grupo no está de acuerdo con los criterios de la Agencia Tributaria.

Provisión

No obstante, la compañía de distribución tiene constituida una provisión por importe de 1,65 millones de euros para cubrir los pasivos que eventualmente originen dichas actas.

El importe no provisionado de las actas corresponde a 'determinados conceptos para los que tanto los administradores de la sociedad como sus asesores externos entienden que disponen de argumentos sólidos a su favor, por lo que finalmente no se producirá una salida de fondos como consecuencia de la resolución de estos conceptos de las actas', según se explica en las cuentas de 2003.

Con posterioridad al cierre del pasado ejercicio, Hacienda ha concluido la inspección de los impuestos principales de Vegonsa correspondientes a 1999 a 2001 levantando actas por un importe total de 64.000 euros. Para ello, el grupo tenía constituida a 31 de diciembre de 2003 una provisión de 100.000 euros.

Salvedad: Revalorización de activos

El auditor, KPMG, introduce en las cuentas de 2003 una salvedad. Señala que, por operaciones societarias realizadas en años anteriores, se revalorizaron activos por valor de 12,23 millones de euros, pero no se registró el efecto impositivo diferido. Así, las pérdidas y gastos extraordinarios, y el pasivo deberían aumentar en 1,9 millones. La empresa explica que siempre se había hecho así con el anterior auditor, pero que al cambiar se introduce un nuevo criterio que se mantendrá a partir de 2004.