Sindicatos

Arranca el Congreso de CC OO con la previsible reelección de Fidalgo como secretario general

Comisiones Obreras pone hoy en marcha su VIII Congreso Confederal, que se prolongará hasta el sábado, con la más que posible reelección de José María Fidalgo como líder de la organización, ya que inicia la asamblea con cerca de un 60% del voto asegurado. Aunque se perfilaban tres candidaturas a la Comisión Ejecutiva y a la Secretaría General del sindicato, encabezadas por José María Fidalgo, el líder del sector crítico, Agustín Moreno y el que fuera número dos de Fidalgo, Rodolfo Benito, éste renunció finalmente a enfrentarse a él, según Servimedia.

Desde las 20.00 horas, el sector que encabeza Benito mantiene una reunión en la que se trata la situación de su posible candidatura, aunque el argumento que está sobre la mesa es que "no merece la pena competir con Fidalgo para perder" y la decisión está tomada.

Fidalgo confiaba en que, una vez que Moreno ha rechazado una integración en la dirección del sindicato si se deja fuera a Benito, parte de los críticos abandonen el tradicional rechazo al oficialismo y se alíen con los actuales dirigentes. Esta misma mañana, el líder de la corriente Alternativa Confederal, Rodolfo Benito, anunció antes de iniciarse el congreso que sus seguidores decidirán esta noche si presentan candidatura a la Secretaría General, en función de los debates que se vayan produciendo.

Benito indicó que en la actualidad hay un clima patente de división, y apostó por hacer un esfuerzo en los debates para lograr un clima de unidad en la pluralidad y la diversidad, "un Congreso para sumar y no restar que sirva a Comisiones Obreras para influir más en el escenario político y utilizar el impulso de cambio producido para ganar en derechos". A su juicio, resulta fundamental superar una etapa con una política sindical "muy errática" donde CC OO perdió la iniciativa en relación al anterior Gobierno, y girar hacia la realidad, donde hay que cambiar el escenario de precariedad laboral y el modelo de crecimiento económico insano.

En el Congreso van a participar 1.001 delegados, elegidos por las diferentes organizaciones territoriales y de rama del sindicato, de los que un 60% otorgan su apoyo a Fidalgo, en torno al 23% es partidario de los críticos, y el 17% restante avala la candidatura de Benito.

Urge mejorar la competitividad

Uno de los ejes centrales del discurso pronunciado por Fidalgo hoy ha sido la advertencia de que el modelo social "se arruinará más pronto que tarde" si no se cambia el modelo productivo español y mejora la competitividad de la economía. El "grave problema de competitividad", aseguró, no se resuelve "deprimiendo" los costes laborales en un intento de preservar las "viejas" ventajas competitivas, sino que hace falta invertir en capacitación de la mano de obra con más recursos para capital tecnológico, I+D y educación.

También se refirió Fidalgo a la victoria del PSOE, que "ha generado muchas expectativas" entre los trabajadores, y aprovechó para reclamar al nuevo Gobierno "honestidad y apertura" para, aunque no acepte todas las reivindicaciones, al menos las escuche. Por su parte, el nuevo ministro de Trabajo, Jesús Caldera, ya ha lanzado un mensaje claro a los agentes sociales: dialogará sin descanso y el Gobierno no acometerá reformas impuestas.

Fidalgo ha verbalizado, por lo pronto, una batería de propuestas sobre las que trabajar: mejorae las negociaciones colectivas, incrementar la participación de los trabajadores en las empresas, reforzar la estabilidad, la seguridad y los derechos de los asalariados e impulsar la industria.