CincoSentidos

Sólo dos españoles compiten en Augusta

Sólo dos golfistas españoles, José María OIazábal y Sergio García, inician a partir de hoy su participación en el 68 Masters de Augusta, el torneo de golf más famoso del mundo. Esta edición de 2004 cuenta con un nombre propio, el de Arnold Palmer, que alcanza las 50 participaciones consecutivas en el torneo de la chaqueta verde y que se despide a sus 74 años.

Severiano Ballesteros, ganador de dos Masters, y Miguel Ángel Jiménez, el mejor golfista español en la actualidad, son dos ausencias más que notables. Jiménez es líder de la lista de ganancias del circuito europeo gracias a los dos triunfos conseguidos esta temporada, el Johnnie Walker Classic en Tailandia y el Algarve Open de Portugal el pasado domingo.

El santanderino no se había perdido desde 1978 una cita con Augusta. Sin embargo, su maltrecha espalda no le ha perdonado. Sin jugar ni un solo hoyo de competición desde octubre pasado, Seve no podía presentarse al tee del hoyo 1 del Augusta National para firmar una tarjeta de más de 80 golpes.

El caso de Jiménez es más extraño. Llevaba cuatro participaciones seguidas en el Masters y no está en Augusta por un error. Su descalificación se produjo por una decisión, cuanto menos polémica, de los árbitros en el Qatar Masters antes de comenzar la última vuelta.

García, que ha afirmado que esperaba este Masters 'con muchas ganas', ha dado por concluida la reconstrucción de su swing. Admite que patea '10.000 veces mejor que el año pasado', aunque cree que su juego corto puede mejorar. Olazábal, con dos títulos, no está satisfecho con los resultados, 'aunque de juego no estoy tan mal', reconoce. Ha trabajado duro con Butch Harmon, que forjó el poderoso estilo de Tiger Woods que, sin estar en el mejor momento, parte como favorito.