Medios de pago

Los bancos del Sistema 4B reestructuran la compañía para que sea más eficiente

La entidad de medios de pago Sistema 4B está en pleno proceso de reestructuración con el objetivo de conseguir su rentabilidad. De momento, responsables de 4B y de los sindicatos CC OO y UGT tienen previsto reunirse el lunes para informarles a estos últimos de la próxima venta del proceso de estampación de estas tarjetas a una gran empresa estadounidense. Con esta venta, que se firmará en breve, se conseguirá rebajar parte de los costes de 4B, según confirman fuentes de esta sociedad de medios de pago. Las mismas fuentes aseguran que la plantilla de 4B que se dedica a esta actividad, un total de siete personas, pasarán a la nueva empresa, con lo que no se destruirá empleo. E insisten en que los trabajadores ya conocen la decisión de 4B y la han aceptado.

Pero ésta no es la única medida que abordará esta compañía de tarjetas. Según aseguran fuentes de esta compañía, presidida desde noviembre pasado por Francisco Fernández Dopico, director general de la red comercial del Banco Popular, 'lo que pretenden los bancos socios de 4B es que la empresa sea más rentable y competitiva, para lo que se abordarán una serie de cambios basados en criterios gerenciales'.

Otra de las medidas que se aprobarán en breve es reducir las tasas de intercambio internas entre los bancos miembros de 4B. E incluso se podría ampliar esta rebaja a otras plataformas, aunque esta fórmula no se ha comenzado a negociar. Otra vía que sí se está estudiando es contratar una serie de servicios a terceros. Además, los bancos de 4B, entre los que destacan el SCH, con el 58% de su capital, y el Popular, con el 20%, ya han aprobado en una comisión ejecutiva la libertad para contratar cada socio los servicios que quiera de 4B. De hecho, algunos bancos están dispuestos a contratar los mínimos posibles si no mejora 4B. El SCH y el Popular han comenzado a cobrar a sus clientes 30 céntimos por sacar en efectivo en los cajeros de 4B de otros bancos.