Queja

Nuevo golpe contra Ryanair por anunciarse como la compañía de tarifas más bajas, según 'FT'

La autoridad publicitaria británica (ASA) ha admitido la queja de Easyjet contra su rival Ryanair por presunto uso indebido de un reclamo que promete las mejores tarifas del mercado aéreo. El regulador considera que ese lema lleva a confusión, puesto que no en todas las rutas ni en todo momento las tarifas de la irlandesa son más atractivas que las de sus competidoras.

Así lo publica hoy el diario Financial Times, que advierte del nuevo varapalo que recibe la aerolínea de bajo coste, después del propinado por Bruselas y que satisfizo, entre otras, a Easyjet. Al parecer, la ASA estima que los lectores del anuncio de Ryanair podrían creer algo que no ha sido demostrado, véase, que Ryanair ofrece los mejores precios. No lo ha probado en todas las circunstancias, si bien es patente que esta compañía ofrece generalmente billetes más baratos.

La publicación asegura, asimismo, que fue admitida otra queja por un anuncio presuntamente irreverente aparecido el 5 de noviembre en un periódico (en el que usó el término "fawking", similar fonéticamente a "fuck"), y no así otra que acusa a Ryanair de dar a entender por escrito que buscará un transporte alternativo o alojamiento para aquellos clientes cuyos vuelos hayan sido cancelados.

Ayer, el presidente de la irlandesa, Michael O'Leary, anunció que apelará el fallo de la Comisión Europea (CE) que le obliga a devolver el 25% de las ayudas públicas recibidas para operar en Charleroi. Enfurecido, calificó la decisión de "desastre" para los consumidores y las aerolíneas de bajo coste, ya que tendrá el efecto de "encarecer las tarifas aéreas de los consumidores al beneficiar a los aeropuertos públicos en detrimento de los privados". Además de la vicepresidenta de la CE y comisaria de Transportes, Loyola de Palacio, Easyjet o Virgin Express vieron en el dictamen comunitario un paso en la buena dirección.