Pacto

Los Quince cierran un acuerdo sobre capturas de pesca favorable a España

Tras 24 horas de negociaciones ininterrumpidas, los socios comunitarios han alcanzado un pacto sobre los Totales Admisibles de Capturas pesqueras para 2004 que corrige la propuesta inicial de la Comisión y recoge las exigencias españolas sobre la anchoa y la cigala. Además, se ha acordado un plan para recuperar los caladeros de merluza y bacalao.

El Consejo de Ministros de Pesca de la Unión Europea ha aprobado hoy los Totales Admisibles de Capturas (TAC) pesqueras para el año 2004 y un plan para recuperar la merluza en aguas del norte, según fuentes de la Comisión Europea. Los Quince acordaron una propuesta de compromiso del Ejecutivo comunitario sobre las cuotas pesqueras, con el voto en contra de Suecia y Alemania, que implica resultados positivos para España en especies como la merluza en aguas del norte, la anchoa y la cigala.

Además, han aprobado un plan para reconstituir los recursos de merluza del norte (caladeros desde el Golfo de Vizcaya al oeste de Escocia, incluido el Gran Sol, importantes para la flota española) y el bacalao. Los responsables de Pesca alcanzaron este acuerdo después de agotadoras negociaciones durante 24 horas ininterrumpidas y que comenzaron el pasado miércoles.

Los ministros acordaron incrementar el 30% las cuotas de la merluza en aguas del norte, mientras que en anchoa y cigala mantiene los mismos niveles de capturas que en 2003. Bruselas barajaba en sus propuestas iniciales reducir el 67% la pesca de anchoa en el Golfo de Vizcaya y el 47% el Golfo de Cádiz; en cigala pretendía un recorte cercano al 80% en aguas ibéricas.

Se recortan los Totales Admisibles de Capturas (TAC) para algunos recursos de aguas ibéricas (Golfo de Cádiz, mar Cantábrico y Portugal) como la merluza del sur (-15%), el rape (-43%) y gallo (-44%), pero en unos niveles inferiores a los que había propuesto la Comisión Europea inicialmente. En el caso de la merluza, había planteado un descenso del 49% y en el del rape una rebaja de 43%.

Más que lo propuesto

La propuesta de la Presidencia italiana y el comisario proponía un TAC de 5.950 toneladas, lejos de las 3.584 que propuso inicialmente Fischler hace unas semanas y que suponía una drástica reducción del 49% con respecto a 2003.

Para la merluza del norte, las concesiones de Fischler superaban las expectativas de España al llegar a las 39.100 toneladas como TAC global para el próximo año. Arias Cañete reclamó ayer 38.000, lo que ya suponía un aumento del 25% con respecto a este año (28.043 toneladas en 2003) y a la propuesta inicial del comisario.

Respecto a la anchoa en el Golfo de Vizcaya, el comisario eliminaba la drástica reducción de 33.000 a 11.000 toneladas, lo que hubiera supuesto una reducción del 79%, y permitía para 2004 la misma cifra de 33.000.

En cuanto a la anchoa que se captura en aguas peninsulares, la propuesta permitía un TAC de 8.000 toneladas, manteniendo igualmente el statu quo de este año 2003. El total de capturas para el gallo norte era de 20.200 toneladas y para el sur, ascendía a 1.380 toneladas. En este último apartado, Fischler modificaba al alza su propuesta inicial de hace varias semanas ya que reclamó 1.059 toneladas.

Mientras, en rape del norte se permitía 26.700 toneladas de capturas y para el del sur, 2.300 toneladas. Ambas cifras eras las deseadas por España.

Objeciones francesas

Francia fue el Estado miembro que más objeciones puso hasta el final en las propuestas de cuotas pesqueras y planes de recuperación de la Presidencia italiana y del comisario europeo de Agricultura y Pesca, Franz Fischler.

El ministro francés del ramo, Hervé Gaymard, reclamaba un aumento general de las cuotas que se asignan a Francia, en especial en las especies de bacalao y merluza del Norte. Asimismo, insistió en su reclamación sobre el número de días de pesca al mes que se permitiría en la parte Oriental del Canal de la Mancha.