Crisis financiera

Parmalat estudia hoy cambios en su cúpula al borde de la suspensión de pagos

En una reunión que comenzará a las 18.00 horas, el Consejo de Parmalat estudiará la sustitución del presidente Tanzi y de algunos de sus hombres fuertes, como su hermano Giovanni o su hijo Stefano, por consejeros independientes. La familia controla el 50,19% de la italiana a través del holding Colonia.

Parmalat, la casa matriz del grupo, lleva meses en el ojo del huracán, tras realizar una controvertida inversión de 496,5 millones en un fondo de Islas Caimán, y de las dificultades a las que se enfrentó para pagar un préstamo en obligaciones por 150 millones que vencía el lunes 8 de diciembre y que no abonó hasta el pasado viernes.

Relevo impuesto

La sustitución de Calisto Tanzi al frente del grupo agroalimentario sería la condición impuesta por los bancos que aportaron el capital para pagar dicho bono.

Según el diario italiano Corriere della Sera, Tanzi finalmente cederá gran parte de sus poderes a Bondi, quien entró a formar parte del grupo la semana pasada como "consultor" para ayudar al saneamiento de las cuentas de un grupo que se encuentra al borde de la suspensión de pagos, a pesar de sumar una cifra de negocio anual de 7.000 millones.

Bondi, antiguo directivo en Montedison y Telecom italia y experto en misiones de salvamento de empresas, ocupará así en la práctica la presidencia del grupo. El directivo, que también dirigió la aseguradora Fondiaria, ocupaba desde hace seis meses la vicepresidencia del grupo siderúrgico en dificultades Lucchini.