Eurocrisis

Prodi anuncia la reforma del Pacto para mejorar su aplicación

La crisis institucional desencadenada por la decisión de congelar la aplicación del Pacto de Estabilidad a Francia y Alemania ha reavivado el debate sobre la necesidad de dotar a la unión monetaria de un gobierno económico eficaz y flexible. La propia Comisión ratificó ayer su absoluta discrepancia con la decisión del día anterior del Consejo de Ministros de Economía, pero anunció, al mismo tiempo, 'iniciativas para mejorar el gobierno económico de la Unión'.

En una declaración leída por el presidente Romano Prodi, este organismo aboga 'por un fortalecimiento de la gobernanza económica de nuestro mercado y su moneda'. El carácter críptico del mensaje es señal inequívoca de la división de opiniones en la Comisión, que necesitó varias horas para consensuar el contenido. Los párrafos dedicados al actual sistema de coordinación económica se brindan a varias interpretaciones, que pueden oscilar entre la petición de reformar el pacto y la necesidad de aprovechar la futura Constitución para reforzar la autoridad de la Comisión.

No aparece en cambio ninguna referencia a una posible denuncia de la decisión de los ministros ante el Tribunal de Justicia de la UE, aunque fuentes de la Comisión confirmaron que se está revisando esa posibilidad. En cualquier caso, el pleito tardaría unos dos años en resolverse, un plazo en teoría suficiente para que Alemania y Francia sitúen su déficit por debajo del 3% del PIB.

Bruselas no cuestiona el derecho de los ministros a congelar la norma, sino el método elegido. Los ministros 'no pueden tomar medidas ad hoc cada vez que piensan que el pacto es demasiado rígido o inoportuno', afirmó la Comisión. 'No puede haber normas a la carta'.

Desde las capitales, mientras tanto, diferentes ministros de Economía, como el de Francia y el de Luxemburgo, defendían la revisión del pacto en 2005. El ministro francés de Finanzas, Francis Mer, abogó ayer en una cadena de radio local por 'revisar en frío' el pacto. El titular galo fijó el cambio de la regla, 'cuando el crecimiento haya vuelto', y con 'otra Comisión, para reflexionar según la experiencia después de cinco, seis o siete años de funcionamiento'. 'La Comisión debe reaccionar urgentemente', recomendaba desde el Parlamento Europeo el socialista Enrique Barón Crespo. 'Históricamente', alerta Barón, 'han fracasado todas las uniones monetarias que no se han completado con una unión económica y a Europa puede ocurrirle lo mismo a medio plazo'.

'La verdadera cuestión es cómo se fijan los objetivos e instrumentos de la política económica para el futuro', diagnosticó Prodi en su nota. 'Los hechos ocurridos son una clara señal de que la situación actual no es ya satisfactoria'.

El capítulo sobre coordinación económica es uno de los menos ambiciosos del actual borrador de Constitución Europea. El grupo de trabajo que lo preparó sólo pudo alcanzar un consenso sobre ligeros cambios jurídicos en la aplicación del pacto y un leve incremento de la autoridad de la Comisión. Prodi pidió que 'esos pequeños progresos no se cuestionen ahora por una visión a corto plazo o basada en intereses nacionales'.

Reacciones. Se reabre la discusión sobre el reparto de poder

Bélgica. Didier Reynders: 'Hay que reforzar a la Comisión'

En declaraciones a Le Monde, el ministro belga de Finanzas, Didier Reynders, dijo que en la reforma del Tratado de la UE habría que reflexionar para reforzar el gobierno económico. El ministro abogó por reforzar el poder de la Comisión para definir las grandes orientaciones de política económica o enviar advertencias a los Estados cuyas finanzas se desvíen.

Polonia. Leszek Miller: 'Se ha visto una Europa de doble rasero'

El primer ministro polaco, Leszek Miller, reiteró sus reservas al proyecto de Constitución europea porque, dijo, legitimaría 'la Europa del doble rasero que se ha visto en Ecofin'. 'La benevolencia con la que son tratadas Francia y Alemania confirma que Polonia, España y otros países tienen razón al sentir inquietud y expresar reservas al proyecto de Constitución', señaló.

España. Luis de Guindos: 'Los tipos a largo plazo repuntarán'

El secretario de Estado de Economía, Luis de Guindos, afirmó ayer que, si no se produce una 'reconducción rápida' del déficit público de Francia y Alemania, los tipos de interés a largo plazo repuntarán como consecuencia de esta situación. De Guindos aseveró que el repunte de los tipos podría ser mayor si se consolida la recuperación económica.

OCDE. Philippe Cotis: 'El paréntesis debe ser lo más breve posible'

El economista jefe de la OCDE, Philippe Cotis, consideró ayer que, si hay un paréntesis en el Pacto de Estabilidad, éste debería ser lo más breve posible, aunque el informe de este organismo advierte que ni Francia ni Alemania quedarán en 2005 por dejado de los límites de déficit. 'Es importante que siga funcionando' el Pacto de Estabilidad, aseguró.

PSOE. Jordi Sevilla: 'Es un fracaso de la diplomacia de Aznar'

El secretario de Economía del PSOE, Jordi Sevilla, lamentó ayer la decisión del Ecofin de suspender el Pacto de Estabilidad que viene a reflejar el 'fracaso evidente' de la 'política y diplomacia' del Gobierno del PP, caracterizada por la 'confrontación', que ya está generando 'graves consecuencias' para España. Sevilla pidió flexibilidad para dicho Pacto.

La laxitud fiscal no compensa

La Comisión Europea publicó ayer su informe anual sobre la situación económica de la zona euro. Además de describir una actividad 'débil' por tercer año consecutivo, el documento va cargado de munición contra la relajación fiscal que defienden Francia y Alemania.

1. Bruselas asegura que el consumo privado reacciona negativamente a los aumentos del gasto público. Como ejemplo, indica que la tasa de ahorro de los hogares crece de modo correlativo al aumento del déficit público.

2. La reducción de impuestos adoptada en Alemania, Francia, Italia, Holanda y Austria tampoco ha provocado, según la CE, el aumento del consumo que se esperaba. Su hipótesis es que los ciudadanos no percibieron la sostenibilidad de tales recortes.

3. El déficit también puede tener un efecto negativo en los tipos de interés a largo plazo. La CE asegura que Europa podría disfrutar de tipos aún más bajos sin el actual derrape fiscal.

Schröder y Eichel muestran su satisfacción en el Parlamento alemán

El canciller alemán, Gerhard Schröder, y su ministro de Finanzas, Hans Eichel, se mostraron ayer distendidos y sonrientes durante el debate de Presupuestos celebrado en el Parlamento alemán, el Bundestag. Sobre la decisión del Ecofin, Schröder dijo que no cree que el pacto sea estúpido, 'sino que ofrece un margen de interpretación', en alusión a unas declaraciones del presidente de la Comisión, Romano Prodi.