Alto riesgo

Un accidente en las obras del AVE a Valladolid sepulta a decenas de trabajadores durante horas

Más de una treintena de trabajadores de las obras del Tren de Alta Velocidad (TAV) Madrid-Segovia-Valladolid quedó atrapada tras producirse una explosión en un túnel que une las localidades de La Granja y Riofrío, en la provincia de Segovia. Se trata del segundo accidente que se produce en la construcción de este tramo del AVE, el primero de ellos, registrado en enero, provocó la muerte de dos personas.

Los trabajadores de la tercera gran línea de alta velocidad en España se encontraban realizando el cambio de turno, cuando se produjo una fuerte deflagración a las 15.30 horas en el interior del túnel, a unos 850 metros de la boca de entrada. A la explosión en una máquina de maniobras le sucedió un incendio que los dejó atrapados en una bolsa de oxígeno, mientras se encontraban desempeñando labores a 3,9 kilómetros de la entrada.

Antes de ser rescatados, los obreros lograron contactar con los servicios de ayuda e informaron de que se encontraban bien y de que poseían equipos de respiración autónomos. La concejal de Seguridad segoviana, Ana San José, trató de calmar con esta información a los nerviosos familiares que se encontraban a la espera de recibir noticias de sus seres queridos.

De momento, se desconocen las causas del accidente. Mientras Fomento, cuyo titular se deplazó al lugar de los hechos para coordinar las labores de rescate, aseguran que se debió a la explosión de una locomotora de transporte de material, fuentes de la Subdelegación del Gobierno en Segovia han precisado que éste se desató al descarrillar el tren que iba a recoger a los trabajadores, en el que sólo viajaba el conductor. CC.OO. de Madrid ha anunciado que se incorporará a la investigación que se inicie para esclarecer las causas.

Denuncias

El AVE Madrid-Valladolid está previsto para 2005. Las obras, ejecutadas por un consorcio de empresas, cuentan con un presupuesto de 2.100 millones de euros. Madrid y Valladolid quedarán enlazadas por trenes que circularán a unos 350 kilómetros por hora, que cubrirán la distancia en menos de 55 minutos.

El túnel de Guadarrama había sido denunciado en julio por sufrir dos hundimientos en los últimos meses. En junio, se abría una chimenea en su boca Norte, a la altura de Balsaín, un desnivel que según el GIF fue de 17 metros y que se saldó sin daños materiales ni personales. Apenas un mes después, en julio se repetía otro "agujero" en las obras, de menor importancia.

Túnel de Guadarrama: Gran obra civil con muchos accidentes

Hasta el 30 de julio de este año se han producido 277 accidentes en las obras de Alta Velocidad: 65 de ellos en la línea que unirá Madrid y Valladolid. Del total de accidente dos han sido mortales y dos graves. En la línea en la que se ha producido el accidente, la obra más importante es la que atraviesa la sierra de Madrid. El ministerio de Fomento construye dos túneles gemelos bajo la sierra de Guadarrama, en Madrid desde octubre de 2002. Se prevé que alcancen los 28,377 kilómetros y que por ellos circule el tren de la línea de velocidad alta de la línea Madrid- Segovia- Valladolid. La excavación de los túneles empezó a mediados de octubre de 2002 en la boca norte de la sierra de Guadarrama y unos días después en la vertiente madrileña. Desde entonces, en el lado segoviano una de las dos estructuras paralelas ha avanzado 1.800 metros (la del lado oeste) y la otra unos 1.500 metros. La diferencia estriba en el tiempo que se retrasó el montaje de la segunda máquina tuneladora.