Escaparate tecnológico

El Nokia 3650, un 'sabelotodo' de bolsillo

Quién ha dicho que el móvil sólo sirve para hablar? En concreto, este Nokia 3650, además de permitir llamar por teléfono, funciona como cámara de vídeo y de fotos, agenda electrónica o consola de juego. Aunque todo esto no es nuevo. Hace nueve meses ya salieron los primeros móviles multifunción. Por ejemplo, el Nokia 7650 o el Panasonic GD87 se comportaban como pequeños ordenadores: tenían sistema operativo de ventanas, pantalla en color, sonido natural, cámara y conexión total. Pero este nuevo Nokia 3650 añade una capacidad nueva y esencial: admite tarjetas de memoria externas. Y el teléfono, al añadir esta posibilidad, se convierte en un dispositivo ampliable.

De serie, el 3650 incorpora innumerables facilidades (grabador de audio y vídeo, Internet, bloc de notas, gestor de tareas y citas, juegos, etc.). Sin embargo, el hecho de que admita más memoria amplía las posibilidades del equipo en dos sentidos. Primero, porque permite almacenar más archivos (fotos, vídeos, música, etc.) y, segundo, porque facilita la suma de nuevas funciones al móvil.

De hecho, el 3650 incluye una entrada de tarjetas MultimediaCard (MMC). Unas pastillas muy pequeñas, que de momento permiten hasta 256 MB (algo menos de la mitad de capacidad que un CD estándar). Aunque para algunos esto sea limitado, realmente es una capacidad enorme comparada con la que tenían los móviles hasta ahora. Por ejemplo, en una tarjeta MMC de 256 MB caben más de 6.500 fotos, 2.700 vídeos o unas 100 horas de grabación de sonido. Todo, capturado desde este teléfono. Hay que puntualizar que estos archivos multimedia sólo tienen calidad suficiente si se ven o escuchan desde el móvil, pero resultan pobres en la pantalla del PC o del televisor. Algo, de momento, comprensible, pero que cambiará en las siguientes generaciones de terminales.

La memoria ampliable del teléfono también facilita la suma de nuevas funciones. El móvil se maneja a través de los iconos y ventanas de su sistema operativo Symbian. Un programa base que admite nuevas aplicaciones. Además, el móvil puede conectar por infrarrojos o Bluetooth (sin cables) con otros equipos electrónicos (PC, móvil, impresora, televisor, etc.). Durante la prueba, bastó instalar un par de programas para convertir el móvil en un ratón de ordenador o en un mando a distancia universal. Aunque hay que reconocer que, de entrada, la operación se complicó un poco porque el PC de sobremesa no lleva puerto de infrarrojos ni Bluetooth.

Se echa de menos una entrada USB en el móvil para conectar directamente el teléfono con cualquier PC. Lo mejor, las aplicaciones, logotipos, melodías y archivos disponibles en Internet. Unos añadidos de pago o gratuitos fáciles de hallar en las web oficiales de la firma finlandesa(http://www.nokia.es/clubnokia o http://www.softwaremarket.nokia.com), o en sitios independientes como http://www.todomovil.net o http://www.softonic.com.

Sólo una salvedad. Un teléfono de esta categoría debería incluir salida de auriculares (para usar el móvil como un lector de música portátil).

Más información: 902 404 414 y http://www.nokia.es