Desinversión

El Gobierno francés subastará mañana su participación del 10,9% en Crédit Lyonnais

El Gobierno francés ha anunciado que saca a subasta la participación del 10,9% que le queda al Estado en el banco Crédit Lyonnais.

El "único criterio" para la venta de los 38,05 millones de acciones será el precio propuesto, según precisa el Ministerio de Economía y Finanzas en un comunicado.

Los candidatos pueden presentar ofertas sobre una parte o sobre la totalidad de los títulos en venta, y deberán presentar sus propuestas detalladas mañana, sábado, por la tarde.

El Gobierno seleccionará las mejores ofertas antes de las 21.00 (hora española) del sábado.

Si hace falta, organizará una nueva ronda el domingo, para tomar una decisión antes de las 21.00 (hora española), con vistas a la firma, el martes próximo, de los contratos de venta sometidos al visto bueno de la Comisión de Establecimientos de Crédito y Empresas de Inversiones.

Los títulos de Crédit Lyonnais cerraron hoy en la Bolsa de París a 38,94 euros, un avance del 3,23%. En lo que va de año, su cotización ha ganado un 3,84%. Es uno de los pocos títulos que han subido en este año nefasto para los mercados financieros.

El Ministerio de Economía señaló que el Estado seguirá prestando atención al desarrollo de Crédit Lyonnais, tras su salida del banco, una atención que "se sitúa en el marco general de su apego al desarrollo equilibrado del sector bancario en Francia".

Credit Lyonnais, que se salvó de la quiebra a comienzos de la pasada década sólo gracias a un costosísimo plan de salvamento público, fue privatizado en 1999.

Al pasado 30 de septiembre, el capital de Crédit Lyonnais estaba repartido de la siguiente manera:

Un 48,5 en manos del público, un 6,5% en manos del personal del banco y en torno a un 1% en autocartera. El resto, además de la citada parte del Estado, se lo repartían Crédit Agricole (10,5%), AGF (filial del grupo alemán Allianz, 6%), Axo (5,3%), Commerzbank (3,9%), Intesa BCI (3,7%) y el español BBVA (3,6%).

La semana pasada, el presidente de Crédit Lyonnais, Jean Peyrelevade, había reiterado su deseo de que el banco tenga "varios accionistas significativos".

Y precisó que estaría "feliz" de que Crédit Agricole y la aseguradora AGF aumentasen sus respectivas participaciones con la puesta en venta de la parte del Estado.

El Ministerio de Economía y Finanzas que, según fuentes financieras, consideró durante mucho tiempo que Crédit Agricole sería el mejor socio industrial de Crédit Lyonnais, no reveló en el comunicado por qué optó por el sistema de la subasta.