ANÁLISIS

ASSIC Generali

recomendacion

Neutral

riesgo

Bajo

precio

En revisión

cartera

NO

descripcion

Assicurazioni Generali es el primer grupo asegurador en Italia y tercero en Europa, detrás de Allianz y AXA. Fundado en 1831, la empresa está presente en los principales mercados europeos gracias a un crecimiento sostenido y a una política conservadora de adquisiciones, destacando la adquisición de la segunda aseguradora alemana, AMB, y la de INA en 1999, operación que reforzó la franquicia del grupo en Italia. Otros mercados de referencia son Francia y España.

El negocio principal del grupo es el de seguros de vida lo que supone el 75% del resultado del grupo. También tiene una división que se encarga de la gestión de activos, que es junto con el seguro de vida la principal apuesta tanto en Italia como en el resto de Europa. En el campo de los riesgos industriales, el grupo opera en el área de las grandes plantas industriales y de tecnología avanzada; construcciones de ingeniería civil, plataformas de búsqueda de petróleo, redes informáticas y el seguro de misiones espaciales donde la Generali es líder a nivel mundial.

En Italia, su principal mercado, opera a través de tres compañías Generali, Ina y Alleanza. Sus principales accionistas son Mediobanca con un 9,33%, Euralux un 4,74%, Banca d§Italia 3,9%. En cuanto a sus participaciones más importantes son Commerbank en un 10%, Montedison un 6,1% y SCH en un 1%.

financiero

Resultados de Primer Trimestre de 2002

Generali, primer grupo asegurador en Italia y tercero de Europa, presenta sus resultados correspondientes al primer trimestre de 2002 con un descenso en sus beneficios del 42% hasta alcanzar los 202 millones de euros. Este descenso radica, en gran medida, en la caída de los extraordinarios, que aportaron apenas un millón de euros frente a los cerca de 244 millones de un año antes.

Los ingresos por primas aumentaron un 3,7% en la división de vida contabilizándose 7.146 millones de euros y registrándose por tanto un fuerte incremento en Italia con un aumento del 13%. Los costes de explotación se han contenido, gracias a la integración de la compañía, que ha supuesto sinergias muy importantes. Con estas cifras el resultado técnico de la división de vida llegó hasta los 269 millones de euros de ganancia lo que supone un 79% de mejora con respecto al mismo periodo del año anterior.

La división de no vida ha presentado unas cuentas en línea con las expectativas ofrecidas por la compañía, con unos ingresos por primas de 5.605 millones de euros lo que representa un incremento del 2,9% con respecto al año anterior, destacando la mejora en la siniestralidad y de la contención de costes. El resultado técnico presenta pérdidas de 335 millones de euros, aunque mejorando en un 1,3% los números del pasado ejercicio.

El resultado ordinario alcanzó los 380 millones de euros lo que supone un retroceso del 3,3% mientras que el BAI descendió un 40%, fruto de la caída de ingresos por extraordinarios.

Las principales ratios presentan signo dispar con retrocesos para el beneficio por acción desde los 1,25 euros hasta los 0,87 euros, mientras suben la rentabilidad por dividendo(+0,9%) y el dividendo por acción(0,28 euros).