Adquisición

Kingfisher recibe el permiso para lanzar una OPA sobre Castorama

El grupo británico de distribución Kingfisher ha recibido hoy el permiso para lanzar la oferta pública de compra de acciones (OPA) que le permitirá hacerse con la totalidad del líder europeo del bricolaje, el francés Castorama, por 5.100 millones de euros.

El banco Rothschild & Cie ha anunciado que ha emitido el "certificado de equidad" por el que declara equitativo el precio de 67 euros por acción propuesto en el marco de la OPA. El Tribunal de Comercio de París había designado a Rothschild & Cie para pronunciarse sobre el precio, después de una batalla judicial entre los socios británicos y franceses de Castorama, que es el número tres mundial de la distribución en el sector del bricolaje.

Kingfisher ya tiene el 54,6% del capital del francés Castorama, pero sólo el 50% de los derechos de voto.

Una vez que reciba el visto bueno del Consejo de los Mercados Financieros, probablemente en diez días, Kingfisher podrá lanzar la OPA, por la que se hará con la totalidad de la cadena creada en 1969. El grupo británico, que ya tiene las cadenas But y Darty en Francia, probablemente procederá a la ampliación de capital, ya autorizada por sus accionistas, para financiar dos tercios de la OPA, según han indicado fuentes financieras.