Empleo

Las empresas comienzan a adaptar sus incentivos a la cultura de cada país

Las multinacionales comienzan a cambiar sus sistemas de incentivos salariales para adaptarlos a las distintas necesidades locales de los países en los que tienen sus sedes. æpermil;sta es la principal conclusión de un estudio realizado por la consultora Mercer Human Resource entre casi un centenar de empresas.

Según el informe, hasta hace unos años las multinacionales europeas se planteaban un único plan de incentivos para toda la plantilla. La tendencia está comenzando a cambiar porque los sistemas de retribución globales pueden no encajar en absoluto con los usos y costumbres de muchos países. Además, adaptar el plan teniendo en cuenta el mejor tratamiento fiscal local puede ser una forma de incrementar los incentivos y mejorar la satisfacción de los empleados.

Así, la mitad de las multinacionales suecas y el 40% de las suizas tienen ya en cuenta la necesidad de adaptar sus planes de incentivos a cada uno de los países en los que están presentes. Otro tanto sucede con las empresas británicas y holandesas, un alto porcentaje de las cuales modifica ya localmente estos planes.

Otra de las conclusiones que se desprenden del estudio revela que incluso las multinacionales que se preocupan por hacer la adaptación local muchas veces no se molestan en traducir del inglés sus planes de incentivos, y los comunican en esta lengua a sus empleados. En Holanda, por ejemplo, sólo el 18% de estos sistemas es traducido.