Directiva

La Unión Europea aprueba la creación del mercado único de pensiones

Se trata de una señal política de excepcional fuerza que demuestra el mantenimiento en el impulso a la integración de los mercados financieros'. El comisario de Mercado Interior, Frits Bolkestein, que no se da por satisfecho fácilmente, no ahorró ayer elogios al describir el acuerdo de los ministros de Economía sobre la directiva europea de fondos de pensiones.

El consejo, bajo la presidencia del titular español Rodrigo Rato, alcanzaba el acuerdo político sobre 'un texto clave (...) que afecta a las inversiones de billones y billones de euros en la zona euro', resaltó el comisario. Sólo Bélgica mantuvo una reserva técnica, que se espera superar este mismo mes.

La directiva, que todavía debe ser revisada por el Parlamento Europeo, permitirá a las gestoras de fondos ofrecer sus servicios en toda la UE acogiéndose a la legislación de su país de origen. Además, las multinacionales podrán gestionar de modo conjunto los planes de pensiones que ofrezcan a sus trabajadores en todo el territorio comunitario. Ello podría ahorrar hasta 40 millones de euros a las empresas con empleados en varios países.

Mercado billonario

El pasaporte afecta a un mercado que mueve cada año 2,3 billones de euros, y las previsiones que maneja la Comisión barajan un aumento del negocio hasta los 3,5 billones de euros en 2005. No obstante, las fronteras no se derribarán totalmente. La directiva prevé limitar al 30% la inversión en activos que no coticen en mercados regulados. Tampoco se podrá invertir más del 5% del patrimonio en un único valor ni más de un 10% en valores de un único grupo empresarial.

Estas limitaciones evitarán casos como el de los trabajadores de Enron, que perdieron los planes de pensiones que gestionaba la empresa y que invertían en sus propias acciones.

La directiva aprobada ha satisfecho especialmente al Reino Unido, y su enfoque, aunque contiene algunas limitaciones a la gestión, es de corte anglosajón, ya que prima por encima de todo la libertad del inversor para elegir su fórmula de ahorro. Los Estados no podrán orientar las inversiones de los fondos.

Alemania pide una agencia para OPV europeas

'En estos momentos', escribe el ministro alemán en una carta dirigida a su homólogo español, Rodrigo Rato, 'no puedo ver otra alternativa que la creación de esta agencia europea'. Hans Eichel detalla incluso la misión de una unidad encargada de velar 'por el control de los folletos de emisiones transfronterizas de acciones destinadas al pequeño inversor'. Los ministros, bajo presidencia española, abordaban ayer precisamente el proyecto para la armonización de normas sobre folletos de emisión. El texto se encuentra aún lejos del acuerdo final, que se espera alcanzar bajo la presidencia de Dinamarca, que recibe de España el testigo el próximo 1 de julio. El Consejo decidía ya ayer que el compromiso final deberá, en cualquier caso, distinguir en el tratamiento legal de las emisiones destinadas al inversor particular o al profesional (estas últimas con normas menos estrictas). La directiva deberá dejar libertad además para que, en ciertos casos, las empresas emisoras elijan la autoridad o autoridades ante las que desean convalidar su folleto.