epigrafe

Hacienda abre expediente a 300 empresas joyeras de Córdoba

La joyería cordobesa no está en su mejor momento. Hacienda ha abierto expediente a 300 empresas por presunto fraude en el IVA, la Junta de Andalucía estima en más de 10.000 los empleos irregulares y la crisis internacional ha provocado una caída de las ventas. El sector se aferra al futuro parque joyero, que ha estado años paralizado, para salir del bache.

La Agencia Tributaria ha detectado en el último año que 300 empresas joyeras de Córdoba no han satisfecho los pagos de IVA por compra de metales preciosos, lo que ha motivado expedientes con propuestas de sanción entre uno y 50 millones de pesetas a cada una de estas compañías.

Los joyeros argumentan que pagaron el impuesto a sus proveedores y, por tanto, son éstos los que tienen que entenderse con Hacienda. El subdelegado del Gobierno en Córdoba, José Antonio Mancheño, no obstante, contraataca: "A nosotros no nos consta que hayan pagado el IVA porque esos proveedores no lo han declarado". Según la Subdelegación del Gobierno, lo que sucede es que "hay una red de sociedades que venden material a pequeños empresarios y luego desaparecen".

La polvareda que han pro-vo-cado las inspecciones de Hacienda se suman a la caída de las ventas detectada tras los atentados del 11 de septiembre en EE UU. "Hemos empezado a ver un retroceso significativo de las ventas, aunque aún no tenemos datos concretos", dice Rafael Marín, adjunto a la gerencia de la Asociación de Joyeros de Córdoba.

Este escenario se complementa con una propuesta de la Junta de Andalucía para sacar a la luz a más de 10.000 personas que trabajan en sus propios domicilios en tareas como el engastado, pulido o gravado de metales y joyas. Las inspecciones son casi imposibles. "Se trata de domicilios particulares y, por tanto, los inspectores no pueden entrar sin orden judicial", explica el delegado de Empleo de la Jun-ta, Andrés Luque.

El plan para sacar a la luz la economía sumergida del sector pasa por conceder ayudas de un millón de pesetas al empleo y ceder naves o alquilarlas a bajo precio a las empresas que se creen.

En la joyería cordobesa ope-ran 1.000 empresas, que facturan 90.000 millones de pesetas (540,9 millones de euros), exportan por valor de 16.000 millones (96,1 millones de euros) y emplean a 15.000 personas.

Para salir del bache, el sector se ha aferrado al parque joyero, un proyecto que colea desde 1991, y que, tras numerosas polémicas, podría arrancar si el Ayuntamiento, como ha prometido, le concede licencia de obras en el pleno municipal que se celebra el día 13 de este mes. Lotus Festina es una de las 80 empresas que se ha comprometido a instalarse en el recinto, que tendrá un alto grado tecnológico.