Aceralia venderá parte de su red de distribución en España

Aceralia adelantó ayer que tendrá que vender una parte de su red de distribución en España ante la próxima fusión con Usinor-Sacilor, que junto con Arbed formarán la mayor siderúrgica del mundo. Aristrain, uno de los principales accionistas del grupo español, pugna por asegurarse un puesto en el consejo de administración de la nueva multinacional.

José Ramón Álvarez Rendueles, presidente de Aceralia, admitió ayer en Oviedo, antes de la junta de accionistas de la compañía, que la siderúrgica tiene una presencia excesiva en España en el sector de la distribución de acero, sobre todo para encarar la fusión con Arbed y con Usinor-Sacilor. Además, la corporación francesa tiene su propia red de almacenes en el mercado nacional. Álvarez Rendueles adelantó posibles desinversiones en distribución, aún por determinar porque los tres socios presentarán dentro de dos semanas su plan industrial a las autoridades comunitarias.

Actualmente, Aceralia es accionista de los principales comercializadores de acero de España, como el grupo Gonvarri, también participado por Usinor-Sacilor, y Laminados Velasco, además de los distribuidores Alfonso Gallardo y Cifer. El año pasado ya aligeró su presencia en esta área con la venta del 50% de Ros Casares.

En contrapartida, el futuro número uno de la siderurgia mundial, con una producción anual consolidada de 46 millones de toneladas, aumentará en España el volumen de fabricación de acero líquido y productos largos.

Aristrain, el principal accionista individual de Aceralia con un 13,2% que le da derecho a un puesto en su consejo de administración, ha entrado en la pugna por garantizarse un asiento en el máximo órgano de gobierno de la nueva multinacional. Álvarez Rendueles reconoció que el empresario vasco ha recurrido a instancias superiores a las que él representa para tener plaza en el nuevo consejo, que se constituirá con criterios de equilibrio entre los tres socios. Así, tendrá dos presidentes y cinco consejeros por cada parte, entendiendo como unidad a Aceralia y Arbed.

Aceralia anunció en la junta de ayer el reparto de un dividendo de 115 pesetas por acción, superior un 35,2% al anterior, con cargo a los resultados récord de 2000, año en el que multiplicó casi por tres sus beneficios, al ganar 60.177 millones de pesetas (361,6 millones de euros).

Nueva planta en Avilés

Álvarez Rendueles señaló en la junta que el grupo ha concluido en tres años el plan de inversiones a realizar en cinco ejercicios por una cuantía de 193.000 millones de pesetas (1.159 millones de euros).

Ahora, de las nuevas inversiones, 9.000 millones de pesetas (54,09 millones de euros) se destinarán a un nuevo centro de producción de hojalata en Avilés (Asturias), con una capacidad anual de 200.000 toneladas. Asimismo, Aceralia ha adjudicado a la compañía alemana SMS la ampliación de la Acería Compacta de Sestao, en Vizcaya, un plan de 25.000 millones de pesetas.