El suizo Y-o-u, primer banco de Internet que va a la quiebra

El banco virtual suizo Y-o-u Bank se ha convertido en la primera entidad financiera europea por la Red en quebrar y dejar de prestar servicios. Su matriz, el banco privado Vontobel, que en 2000 obtuvo unos beneficios de 40.000 millones de pesetas, aseguró ayer que ya ha invertido 18.000 millones en la entidad virtual y que el tiempo que se requería para entrar en beneficios hacía el proyecto "insostenible". Según Vontobel, esta quiebra no afectará a los beneficios previstos para 2001.

Muchos analistas se han apresurado a afirmar que lanzar un banco diferenciado por la red suponía una estrategia muy arriesgada para un banco de las dimensiones de Vontobel.

Esta entidad fue la primera en lanzar un proyecto diferenciado para la Red en marzo de 2000. La siguieron Bank Baer, que hizo lo propio en octubre. Los dos mayores bancos del país, UBS y Credit Suisse, han preferido incorporar la banca electrónica en su estructura de negocio como un canal más para distribuir sus productos.

La noticia de la quiebra del banco virtual suizo coincide con un mal momento de este negocio en España. Tanto la filial del BSCH, Patagon, como la del BBVA, Uno-e, obtuvieron cuantiosas pérdidas en 2000 (6.994 millones y 6.549 millones, respectivamente). El banco por la Red del Banco Popular perdió 422 millones. Estos resultados han provocado que las entidades estén ajustando estos proyectos para adaptarlos a la demanda real del mercado.