Vodafone compra otro 10% de Japan Telecom a la estadounidense AT&T

El grupo británico de telefonía móvil Vodafone ha afianzado su apuesta por Asia tras anunciar la compra a la estadounidense AT&T de otro 10% del operador japonés Japan Telecom.

Con esta adquisición, por la que pagará un total de 1.350 millones de dólares (unos 243.000 millones de pesetas), Vodafone eleva su participación en el operador japonés al 25% y lo convierte en el principal accionista por delante de East Japan Rail-way, que poseía el 15,1%, y de BT.

"Nuestra compra de la participación que tiene AT&T en Japan Telecom subraya nuestro interés por el mercado japonés", comentó ayer a Reuters el presidente de Vodafone, Chris Gent.

El acuerdo implica el pago de una prima de cerca del 36,6% sobre el precio de cierre de Japan Telecom el martes. Con la compra, el operador británico confirma a su vez su interés por tomar el control de J-Phone, la filial de telefonía móvil de Japan Telecom, de la que ya posee cerca del 40%. El resto de la compañía de móviles se encuentra en un 54% en manos de Japan Telecom y de BT.

Tras este movimiento de Vodafone, aumentan las dudas de si BT decidirá quedarse con el 20% que posee en Japan Telecom.

Aunque BT reitera su compromiso con el país asiático, lo cierto es que necesita urgentemente aumentar su liquidez para recortar una abultada carga de deuda de 30.000 millones de libras esterlinas (unos siete billones de pesetas). BT, por otra parte, está preparando su retirada de la española Airtel, mediante una salida a Bolsa.

Japan Telecom es una de las tres operadoras con licencia para ofrecer servicios de telefonía móvil de tercera generación en el país y planea empezar a darlos a finales de este año.

Cambio del mercado

El acuerdo modificará el mercado japonés de telefonía fija y móvil, dominado este último por NTT Docomo, con el 58% de la cuota de mercado y cerca de 20 millones de usuarios. Por su parte, J-Phone cuenta con un 16,31% de los usuarios de móviles en el país.

No satisfecho con el mercado japonés, el operador británico ha manifestado su interés por aumentar en cerca del 2% su participación en el mayor grupo chino de móviles, conocido como China Mobile.

Dentro de esta alianza, por la que la compañía británica comparte recursos y tecnología con sus socios chinos, se ha incluido el nombramiento de Chris Gent como consejero no ejecutivo del gigante chino de las telecomunicaciones.